En octubre abrirían los pasos fronterizos Pino Hachado y Samoré

Migraciones avanza con los trabajos para permitir el paso desde y hacia Chile con protocolo COVID.

El delegado de Neuquén de la Dirección Nacional de Migraciones, Gustavo Sueldo, confirmó que está todo “casi listo” para la apertura de los pasos fronterizos de Pino Hachado y Samoré y calculó que sería a partir de octubre.

Tras un año y medio de cierre de fronteras por los resguardos del coronavirus, la semana pasada se aprobó la apertura del paso Cristo Redentor en Mendoza y se trabaja en Neuquén para hacer lo mismo.

En declaraciones radiales, Sueldo dijo que se “va progresando en forma firme” sobre los trabajos que debían hacer en esos pasos neuquinos y comentó que el martes tuvieron una reunión con los representantes de los distintos organismos intervinientes.

“Ayer pudimos empezar a diagramar el circuito que va hacer la persona que ingrese desde Chile a la Argentina. Están muy avanzadas las postas sanitarias en los pasos fronterizos que van a permitir una atención adecuada al momento y ante cualquier inconveniente”, aseguró el funcionario nacional.

Estas nuevas postas sanitarias cuentan con equipamiento como cámaras térmicas para urgencias y también están preparadas con depósitos y baños para discapacitados.

Sueldo aclaró igualmente que la apertura de los pasos terrestres en Neuquén no solo dependen de la conclusión de estas postas sanitarias, sino también de otras circunstancias como por ejemplo lo que digan las demás provincias. En ese sentido, dijo que Santa Cruz ya definió que no abrirá sus pasos terrestres que la unen con Chile.

“Para poder definir la fecha de apertura de los pasos también interviene la voluntad de cada provincia, en Neuquén estimamos que hay voluntad”, aseguró.

La apertura, que podría ser en octubre, va a comenzar de manera progresiva. En primera instancia podrán ingresar al país los argentinos y los extranjeros con DNI argentino. En una segunda etapa se habilitaría el turismo extranjero por esa vía terrestre.

Los argentinos y extranjeros naturalizados deberán ingresar a la Argentina con un test COVID con no más de 72 horas y se someterán a un nuevo hisopado en la frontera.

Están preparando los protocolos para aislar a la persona que podría llegar al país y que dé positivo su test. En ese sentido se enviaría la prueba al Malbrán para que allí determinen a qué cepa pertenece.

Sueldo precisó además que el 6 de octubre tienen una reunión pautada con autoridades migratorias chilenas para avanzar en esa apertura. “En octubre va a comenzar una apertura progresiva. Vamos avanzando, se compraron ambulancias para Pino Hachado y Samoré”, detalló.

El funcionario nacional recordó además que actualmente se puede ingresar al país desde Ezeiza, Aeroparque, Buquebus, San Fernando y, desde el martes pasado, por Mendoza. Se debe ingresar con el esquema de vacunas COVID, PCR negativo y un seguro COVID, publicó LMN.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico