Enviaron cuerpo equivocado para velar en Truncado

Una familia zíngara de Pico Truncado esperaba el domingo con profunda congoja que desde Puerto Deseado arribara el cuerpo de un joven integrante de esa colectividad que días atrás había fallecido para poder velarlo e inhumarlo en el cementerio local.

Cuando abrieron la bolsa mortuoria se sorprendieron al ver que el cadáver no era el del muchacho, sino de otra persona adulta mayor.

Tras la sorpresa inicial, el hecho generó indignación en los deudos y luego se supo que los camilleros que atienden la morgue de Puerto Deseado se habían equivocado de cuerpo.

El suceso tomó estado público al ser ventilado por el portal digital Truncado Informa, pudiéndose saber que el joven fallecido era Franco Traico, de 23 años, quien residía en la calle Teófilo Vergara de Pico Truncado. En ese penoso suceso tomó intervención el Juzgado de Instrucción de esa localidad, ordenando que el cuerpo fuera enviado a Deseado para practicársele la autopsia.

La familia reclamó explicaciones ante la justicia y las autoridades del Hospital de la ciudad portuaria.

Este lunes se supo que en la morgue de referencia los camilleros se confundieron de bolsa mortuoria y que ya se había reparado el error, enviándose a Pico Truncado el cuerpo del joven.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico