Fiscalía investiga a la policía de Comodoro por posible ocultamiento de hechos delictivos

A raíz de una serie de hechos delictivos que no habrían sido notificados oportunamente y que en algunos casos tuvieron trágicos desenlaces, la Fiscalía de Comodoro Rivadavia inició una investigación con la que se procura confirmar si existió incumplimiento de los deberes de funcionario público. El Hospital Regional y al menos dos dependencias policiales están bajo la lupa.

Son al menos dos las causas que generaron dudas y que merecieron la apertura de un expediente judicial para determinar el grado de responsabilidad de funcionarios públicos, tanto policiales como del Hospital Regional.
Uno de ellos es un hecho menor que tuvo que ver con un daño ocurrido en Kilómetro 8, sobre el cual no se habrían realizado las actuaciones policiales correspondientes en el marco de un suceso que se habría registrado a mediados de enero de este año. Por esa causa se investiga si el oficial que estuvo a cargo del turno incurrió en el delito de incumplimiento de los deberes de funcionario público.
El otro caso en cuestión reviste mayor gravedad y tiene que ver con la muerte de un hombre de 35 años, quien pasó dos semanas internado en el Hospital Regional en grave estado, tras recibir una feroz paliza durante un asalto callejero. Lo curioso fue que la policía no habría sido informada oportunamente desde el nosocomio.
Al respecto, se conoció que la víctima fue identificada como Daniel Oscar Cerezo. El hombre salió a divertirse el viernes 15 de abril y durante la madrugada siguiente fue abordado por cuatro sujetos encapuchados que le propinaron una feroz paliza para robarle sus pertenencias.
A las 8:30 del sábado 16 de abril, Cerezo ingresó al nosocomio público. Allí lo habrían atendido y tras suministrarle una medicación le habrían dado el alta, pero más tarde otro amigo que lo habría encontrado muy mal lo volvió a llevar al Hospital Regional. Esa segunda oportunidad quedó internado a raíz de las graves heridas internas que tenía en la cabeza y el sábado 30 falleció.
La noticia sobre su muerte tomó estado público el martes 3 de mayo a través de los medios de comunicación y fue a través de ellos que se enteraron la policía y la Fiscalía.
De todas formas, con el correr de los días, se le hizo saber a los investigadores que amigos del fallecido habían concurrido a radicar la denuncia mientras el hombre aún estaba internado y con vida.
En virtud de la gravedad de los hechos fue que se inició esta nueva investigación, con la cual se busca determinar la responsabilidad que le cupo tanto al nosocomio público, como a la policía.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico