Fiscalía pide declarar penalmente responsables a Pulley y compañía

Fue durante la audiencia de alegatos en el juicio por facilitación de la prostitución, cohecho e incumplimiento de los deberes de funcionario público.

Este martes se concretó una nueva jornada de debate por incumplimiento de deberes de funcionario, facilitación de la prostitución y cohecho que tiene como imputados al comisario retirado Omar Alejandro Pulley, a Guillermina Ferreira Almada y a Juan Carlos Cuellar Gamboa.

En su alegato, el fiscal Martín Cárcamo consideró probado a lo largo del debate tanto la materialidad como la autoría de los hechos que se les imputan como administradora de un prostíbulo; vigilador del mismo y encubridor (Pulley).

“Quedó probado que en el domicilio de Francia al 500 funcionaba un denominado VIP, donde cinco mujeres ejercían la prostitución entre el 14 de septiembre de 2014 y el 2 de julio de 2016. Dicho lugar era propiedad de Guillermina Ferreira Almada y Cuellar Gamboa”, resaltó el fiscal.

El dinero en efectivo, “resultado del ejercicio de la prostitución que los clientes prostituyentes abonaban en efectivo, era colocado en una caja. Cuellar Gamboa y Ferreira Almada se quedaban con el 50% del valor de los servicios sexuales. Los contactos con los clientes se hacían mediante el celular de Ferreira Almada y Cuellar Gamboa ejercía el rol de seguridad interna en el VIP”, explicó Cárcamo.

Por esa razón, solicitó que se los declare penalmente responsables de delito de “facilitación de la prostitución ajena, en concurso ideal con explotación económica de la prostitución”.

EL PAPEL DEL COMISARIO

Respecto de Pulley, el fiscal afirmó que “ha podido acreditarse que con anterioridad estableció un vínculo personal con Ferreira Almada y Cuellar Gamboa y asimismo tomó conocimiento de la actividad ilícita que allí se ejercía. Así, del 28 de agosto de 2014 al 28 de agosto de 2015 aceptó dinero o dádivas de Guillermina Ferreira Almada para omitir controles policiales, brindando protección al lugar, entregándole una pistola reliquia a Pulley, y en los meses de abril, marzo y agosto de 2015, $5.000 mensuales en efectivo por encomienda Vía Cargo”.

Agregó que “en base a la acción de Pulley de haber aceptado dinero, solicito al Tribunal se lo declare penalmente responsable del delito de cohecho pasivo, al menos 4 hechos en concurso real; en concurso ideal con incumplimiento de los deberes de funcionario público, por su cargo de comisario de la Seccional Primera”.

Cárcamo concluyó que “se debe meritar la abundante prueba testimonial y documental rendida en el debate que abona la teoría acusatoria”, considerando que “hay hechos que son ajenos a la controversia”.

Uno de ellos es que en el inmueble de Francia al 500 funcionaba un VIP y que la actividad de Cuellar Gamboa y Ferreira Almada se sostuvo en el tiempo y luego del primer allanamiento volvieron a ingresar al lugar, persistiendo en la actividad, lo cual genera un nuevo allanamiento.

El tribunal de debate está compuesto por los jueces penales Mónica García, María Laura Martini y Jorge Odorisio; el Ministerio Público Fiscal está representado por Martín Cárcamo.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico