Ford EcoSport:Salto en calidad y confort

El SUV compacto de Ford, líder histórico del segmento, se renovó con nuevo equipamiento y cambios interiores que le dan más categoría. Debut para el motor 1.5 naftero de tres cilindros.

Ford presentó en Mar del Plata a la tercera generación de EcoSport, un modelo especial para la marca, al que en el óvalo le cuelga la medalla de haber creado el segmento de los SUV chicos: la categoría de mayor crecimiento en el país.
El modelo original es de 2003 y en 2012 había recibido su primera modificación de trazo grueso. Ahora, la estética tiene retoques pero hay cambios notorios en el interior, en el equipamiento y en las motorizaciones. EcoSport, que había sido ideada para el Mercosur, es ahora un modelo global que llegará a 140 mercados, y en la Argentina lidera el segmento que en los últimos 10 años tuvo un crecimiento de 126%.
En el exterior, esta generación se afianza en su posicionamiento global, al tomar el ADN de los SUV de la marca que se puede ver en cualquier otro país, con la parrilla trapezoidal cromada, cambios en los faros ahora con luces diurnas LED y un capot con nervaduras marcadas, que le dan un toque más deportivo.
En el interior hay mejoras pronunciadas. EcoSport gana en calidad con nuevos materiales: texturas blandas, butacas que también son inéditas con cuero bitono, renovación de la consola central y de todos los comandos, techo solar eléctrico y una pantalla más bonita, que se integra al habitáculo. Toma la idea de una tablet flotante (entre 4,2 y 8 pulgadas de acuerdo a la variante) desde donde se manejan varias funciones. No sólo es compatible con Apple CarPlay y Android Auto: el sistema de conectividad Sync3 también permitirá reproducir Waze, el sistema de navegación estrella del mundo de los smartphones.
El primer contacto con el modelo fue en la costanera marplatense, en un camino hasta Chapadmalal, pasando por todos los clásicos de esa zona balnearia. Lobos marinos, faro, las playas ahora vacías, el voraz casino hasta desembarcar en unos viñedos que, lejos de las montañas, sorprenden, ya que apuntan a vinos jóvenes de alta calidad para una reconocida bodega cuyana. Hubo tramos de ruta, de ciudad y caminos en mal estado como para probar las mejoras en las suspensiones y en la insonorización. Este medio testeó el nuevo motor que se incorpora a la gama: un tres cilindros 1.5 litros de 123 CV con la también renovada caja automática de seis marchas, que "baja" de modelos de segmentos superiores, como Mondeo y Kuga. El resultado es una buena respuesta del motor y de la transmisión (que no tiene modo secuencial). Un punto a destacar respecto a su antecesor 1.6, más quedado este último, en especial a bajas revoluciones. También hay un 2.0 de 170 CV.
En total son 10 versiones, producto de la combinación de motores, niveles de equipamiento y tracción. En materia de seguridad, una buena noticia es que suma control de estabilidad en todas las versiones, además de ayuda de arranque en pendiente, asistente de frenado de emergencia, anclajes Isofix, entre otros. En las versiones más equipadas aparecen los faros de Xenón, siete airbags y sensor de presión de neumáticos.
Los precios arrancan en $370.000 para finalizar en $510.000.

Fuente:

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico