Francisco pidió “no ceder al pesimismo”

Para hoy se espera que tenga un encuentro con la prensa.

“No cedamos nunca al pesimismo, a la amargura que el diablo nos ofrece cada día, y encontremos el coraje para llevar el Evangelio a las cuatro esquinas de la Tierra”, pidió el sumo pontífice.
Hablando en italiano, el papa Francisco sostuvo además que “el Espíritu Santo dará a la Iglesia el valor de preservar y buscar nuevos métodos de evangelización”.
“La verdad cristiana es atractiva y persuade porque responde a la necesidad profunda del ser humano”, añadió el sucesor de Benedicto XVI.
En su mensaje a los cardenales a dos días de haber sido elegido, el papa Francisco destacó que el sentido de “comunidad” debe imperar entre ellos, con “amistad y cercanía”, que seguramente será “un bien para todos”.
En ese sentido, el Papa afirmó que “el Espíritu Santo crea la diferencia, parece Babel, pero también crea la unidad en la armonía”, remarcó.
También pidió a los cardenales, la mayoría “ya en la vejez”, que deben “trasmitir su sabiduría de ancianos a los más jóvenes”.
“La sabiduría es como el buen vino, mejora con los años”, indicó.
El primer Papa latinoamericano y jesuita desde la fundación de la Santa Sede, también tuvo hoy nuevas palabras hacia su antecesor Benedicto XVI quien, según destacó, “enriqueció la Iglesia con su magisterio de fe, humildad y calma”.
“El ministerio petrino tuvo en él un intérprete sabio y humilde”, aseguró el papa Francisco.
“Benedicto XVI encendió una llama en el fondo de nuestros corazones que seguirá ardiendo”, añadió Bergoglio sobre el Papa de nuestra era que pasará a la historia también por su dimisión.
El encuentro concluyó con el primer “tropezón” del pontífice, quien al levantarse de su sillón dio un paso en falso en unos escalones pese a lo cual no se cayó, al lograr abrazarse al cardenal Angelo Sodano.
VATICANO DENUNCIA
CAMPAÑA DIFAMATORIA
Por otro lado, también ayer, el Vaticano denunció una “campaña difamatoria, bien conocida” en su contra, en referencia a las denuncias sobre su papel en el secuestro de los sacerdotes jesuitas Francisco Jalics y Orlando Yorio durante la última dictadura militar argentina.
El vocero vaticano, Federico Lombardi, afirmó que esas denuncias  provienen de “una izquierda anticlerical” que busca “atacar a la Iglesia” y deben ser “rechazadas de forma contundente”.
Además, sostuvo que Bergoglio “hizo mucho para proteger a las personas durante la dictadura” y una vez nombrado arzobispo de Buenos Aires “promovió el pedido de perdón por parte de la Iglesia por no haber hecho bastante” durante el período represivo.
Hoy, el Papa tendrá un encuentro con la prensa, a la que dirigirá unas palabras pero no será una conferencia de prensa como había transcendido.
Los fieles tendrán la oportunidad de ver al nuevo Papa el domingo, cuando ofrecerá su primer ángelus en la plaza de San Pedro, en la ciudad del Vaticano.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico