Garantizan reserva de identidad para testigos que aporten datos sobre Zumara

El fiscal de Trelew Fabián Moyano, a cargo de la investigación por la desaparición de Zumara Orias, pidió que quienes puedan aportar datos sobre el caso lo den a conocer, garantizando la reserva de identidad que establece la ley. La “madre de Zumara me pidió ‘no me dejen sola en esto’ y le juré poner todo de mí para ayudarla. Hoy soy yo el que debo pedir a los vecinos de Trelew que no me dejen solo”, dijo en el escrito.

 Ayer el fiscal de Trelew Fabián Moyano, quien desde un principio encabeza la investigación por la desaparición de la pequeña Zumara Orias, ocurrida el domingo 30 de noviembre en la chacra 123 de Trelew, dio a conocer una carta que difundió a través del área de prensa del Ministerio Público Fiscal de Chubut.

El escrito se presentó luego de cinco días de que se encontraran restos a unos 500 metros de donde se la vio por última vez, lo que derivó en un rastrillaje que habría permitido dar con el cuerpo de la nena, según indican los indicios y asegura el propio fiscal, aunque faltan los resultados de la pericia científica que se tendrán en los próximos días.

En la carta titulada “A la ciudadanía en general”, Moyano pide la colaboración de los vecinos de Trelew para poder esclarecer el caso, para ello garantiza la aplicación de la ley que protege a los testigos de identidad reservada. “Cuando aún manteníamos la esperanza de encontrar a la pequeña con vida, Alejandra, madre de Zumara me pidió ´no me dejen sola en esto´ y le juré poner todo de mí para ayudarla. Hoy soy yo el que debo pedir a los vecinos de Trelew que no me dejen solo” dijo en el escrito.

“Toda información que pueda ayudar a esclarecer lo ocurrido ese domingo 30 de noviembre en la chacra 123 de Trelew, será muy bien recibida. Si alguien además lo solicita se garantizará la reserva de la identidad mediante la aplicación de la legislación que existe al respecto”, confirmó.

El fiscal también se refirió a las críticas recibidas por medios del valle que se vieron molestos por su silencio, y por el hecho de usar como portavoz a una periodista del área de prensa del Ministerio. Justificó esa decisión y la de realizar este escrito “atento a la imposibilidad de poder brindar entrevistas a los innumerables medios de comunicación que -con todo derecho- reclamaron información, circunstancia ésta que me hubiese distraído y robado horas valiosas, las que preferí dedicarlas a la investigación”.

LA HIPOTESIS FISCAL

Moyano en la carta da a conocer lo ocurrido por aportes de testigos, ese 30 de noviembre. Según detalla, ese día Zumara concurrió con sus padres, un matrimonio amigo, otro adulto amigo de los padres de Zumara a la chacra 123. También la acompañaban hermanos y primos y un pequeño hijo del otro matrimonio.

Todos disfrutaron de la tarde alrededor del fuego, y en un determinado momento Zumara - que caminaba descalza - recibió una galletita de uno de los adultos. Ese habría sido el último momento que la vieron con vida. Luego habría comenzado la búsqueda, incluso por sospechar que habría caído al canal, se arrojaron al agua, pero no la encontraron. De esta forma, dieron aviso al personal policial de esa ciudad.

Para el fiscal “se advierte claramente que existe un interrogante fundamental que debemos completar si es que realmente queremos saber qué le ocurrió a Zumara. ¿Hacia dónde se dirigió cuando aquellos adultos la perdieron de vista? ¿Se cayó realmente al canal de riego? ¿La subieron a algún vehículo y se la llevaron del lugar? ¿Se alejó caminando sola y se extravió? ¿La atacó algún animal?”. Todas preguntas que se intentarán responder con el avance de la investigación.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico