Gendarmería analizará las pericias sobre el asesinato de Rafael Nahuel

El juez federal de Bariloche, Gustavo Villanueva, dispuso enviar a Salta para su análisis por parte de Gendarmería las muestras realizadas con cintas de carbono en las manos de Nahuel, en los integrantes del grupo Albatros de Prefectura que intervinieron en el operativo y de dos mapuches detenidos en esa oportunidad. Fuentes de la querella informaron que en la muestra de más de 4.000 partículas tomadas de las manos del joven asesinado no había ninguna presencia de bario, plomo y antimonio, elementos constitutivos de la pólvora, lo que descarta que haya disparado armas de fuego.

El juez federal subrogante de Bariloche, Gustavo Villanueva, dispuso ayer el envío a Salta de los resultados de las pericias realizadas en el Centro Atómico de esa ciudad en las manos del joven mapuche Rafael Nahuel, baleado por la espalda por efectivos de Prefectura en la zona de Villa Mascardi, el 25 de noviembre.

Según informaron fuentes de la causa, las muestras realizadas con cintas de carbono en las manos de Nahuel, en los integrantes del grupo Albatros de Prefectura que intervinieron en el operativo, y dos mapuches detenidos en esa oportunidad, fueron peritadas en el Departamento de Caracterización de Materiales del Centro Atómico Bariloche (CAB), que esta semana elevó su informe al juzgado federal de esa ciudad.

Fuentes del juzgado informaron que Villanueva ordenó que los resultados sean analizados en Salta por peritos de Gendarmería, lo que se espera se realice antes del 9 de abril, cuando prestarán declaración testimonial que integrantes de Prefectura que no participaron del procedimiento en el que fue baleado Nahuel.

Fuentes de la querella informaron que en la muestra de más de 4.000 partículas tomadas de las manos de Nahuel no había ninguna presencia de bario, plomo y antimonio, elementos constitutivos de la pólvora, lo que descarta que haya disparado armas de fuego, como señalaron algunas versiones periodísticas.

A su vez Matías Schraer, abogado de Fausto Jones Huala y Lautaro González, detenidos el mismo día cuando bajaron a Nahuel gravemente herido para que sea atendido, reconoció que en muestras similares en los jóvenes mapuches se encontró una ínfima presencia de plomo, pero negó que sea indicio de disparos con armas de fuego.

“En cuatro mil partículas tomadas en las manos de Fausto apenas una tiene presencia de plomo, en tanto en 3.600 de Lautaro también, pero en su mano izquierda, lo que resulta muy llamativo porque él es diestro”, afirmó Schraer a Télam.

El abogado agregó que ese resultado “es habitual” de residuos del trabajo con algunas herramientas y máquinas, como amoladoras, y también de la manipulación de baterías y motores.

Indicó que el Centro Atómico entregó un informe “puramente técnico”, que debe ser analizado por peritos balísticos, lo que harán especialistas de Gendarmería en Salta.

Villanueva también ordenó pericias de presencia de pólvora en los ocho integrantes del grupo Albatros que participaron del operativo en el que murió Nahuel, los que aún no fueron citados a comparecer en el juzgado.

El procedimiento se produjo luego del desalojo de la comunidad Winkul Lafken Mapu, a 25 kilómetros al sur de Bariloche, frente al lago Mascardi, ordenado por Villanueva el 22 de noviembre, que estuvo a cargo de la Policía de Seguridad Aeroportuaria y Policía Federal.

En el marco de ese operativo, Gendarmería y Prefectura participó en el control en la ruta Nacional 40 y el espejo de agua.

Para evitar que los mapuches regresaran al predio desalojado, Villanueva dispuso una guardia de Prefectura, que fue la que disparó a los mapuches en un sector aledaño al terreno ocupado reivindicado como ancestral y ocupado por los mapuches en septiembre del año pasado.

Poco después de la muerte de Nahuel, el mismo Villanueva ordenó el retiro de la guardia y los mapuches volvieron a la ocupación del terreno, donde permanecen desde entonces.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico