Gimnasia le volvió a ganar a Ferro y clasificó al Final Four del Super 20

El "Verde", que jugó sin el escolta Juan Manuel Rivero afectado por un cuadro de anginas, se quedó con el segundo punto de la serie y de esa manera cerró el play off a su favor 2-0. Gustavo Barrera brilló con 14 tantos y 10 asistencias. También se destacaron Shaquille Johnson (23 puntos) y Franco Giorgetti (22). El goleador del partido fue Aaron Harper, del equipo de Caballito, con 32 puntos.

por Angel Romeroa.romero@elpatagonico.netEn un durísimo partido, Gimnasia y Esgrima de Comodoro Rivadavia derrotó anoche como local a Ferro Carril Oeste por 90-78 y de esa manera se clasificó para disputar el Final Four –semifinales- del Torneo Super 20 de la Liga Nacional de Básquetbol.El partido, que se jugó en el Socios Fundadores, fue arbitrado por Fabricio Vito, Alejandro Zanabone y Emanuel Sánchez, y tuvo parciales por cuarto de juego de 26-19, 46-37 y 65-65. El Final Four podría jugarse en Córdoba o bien en Buenos Aires algo que quedará definido en las próximas horas.Un equipo digno de ver, y que se ganó la aceptación en buena medida de quienes se acercaron anoche al Socios Fundadores, fue la síntesis de los dirigidos por el comodorense Martín Villagrán. A pesar que sobre el final, Ferro pudo mejorar su juego y pasar al frente en forma esporádica.Desde la línea de puntos, Gimnasia comenzó a construir su victoria, sumado a una buena defensa y efectividad de Gustavo Barrera (14 puntos y 10 asistencias).Ferro desde la falta tuvo la chance de remar un 4-0 inicial, pero el error era una constante en la visita.Desde la línea de triples, Martín Cuello le dio un poco de aire a la visita que parecía pasarla mal, no tanto porque el local era avasallador, sino porque mantenía la calma y la regularidad en el desarrollo del juego.Con presión y la búsqueda de juego asociado, el ‘mens sana’ comenzó a mellar el espíritu de los de Capital, que por momentos buscaron desde afuera de la zona de pintura.Párrafo aparte mereció la complicidad de la dupla Barrera–Giorgeti, quienes no mezquinaron juego colectivo para que el local se escape en el marcador.Ferro comenzó a dejar espacios abiertos, y su técnico tuvo que pedir tempo muerto para que no se le escapara el encuentro, dado que lucían muy infalibles en el retroceso.Gimnasia demostró nobleza de juego, no avasalló a su rival y jugó su juego. Independientemente del resultado que por minutos fueron a favor de la visita por escasos puntos.Cuando era necesario calmar mucho más el desempeño, ingresaba el eterno Diego Romero, que contrario a su clásico desempeño en las asistencias, también tuvo presencia en el tanteador sobre el final, cuando Ferro parecía haber acelerado a fondo.Ganó Gimnasia porque demostró ser sólido en todas sus líneas, porque no desesperó ni siquiera sobre el final o cuando el rival hacía del roce una constante de su enfado por no saber doblegar al dueño de casa.A Ferro no le alcanzó que Aaron Harper (goleador del juego con 32 tantos) se ponga el equipo al hombro y en la segunda etapa sea uno de los artífices para superar al ‘mens sana’ en el tablero.Gimnasia lució “manso y tranquilo”, no se dejó llevar ni por el entusiasmo del público que devolvió con creces lo que expusieron en la cancha, ni por la desesperación cuando Ferro intentaba ganar fuera de casa. Manejó los hilos del encuentro, supo salir airoso cuando el marcador no les era favorable. Y sobre todo desplegó un juego inteligente y colectivo para quedarse con la victoria y la clasificación al Final Four y con el sueño de lograr una plaza para la Liga Sudamericana 2018.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico