Hoy será sometido a análisis forense el cuerpo hallado de la nena

Se trataría del cuerpo de Zumara Berenice Orias a partir de que identificarán un pantalón que la niña tenía al momento de desaparecer. Los restos fueron hallados semienterrado en una zona rural cercana al lugar donde desapareció hace 54 días.

El cadáver semienterrado entre la maleza en una chacra que se encontró ayer sería de el de Zumara Berenice Orias, una nena de un año y medio, que hace 54 días desapareció en una zona rural cercana a Trelew. 

La Policía y la Fiscalía investigan un crimen con muchos interrogantes. A los padres de la criatura ni siquiera los dejaron aproximarse al sitio en donde apareció su cuerpito. El fiscal Fabián Moyano evitó todo contacto con la prensa y también les prohibió a los policías dar todo tipo de información.

Hay que recordar quelos rastrillajes habían sido suspendidos hace más de quince días cuando anteayer al mediodía una cachorra llamada «Aurora», perteneciente a una familia que tiene una chacra a metros del sitio en donde se había perdido Zumara, apareció con una pequeña pierna humana y se encontró además un pantalón de color blanco que posteriormente fue identificado como el que andaba trayendo puesto la criatura antes de desaparecer.

Eso provocó que ayer la Policía fuera a la chacra 112 y empezara con un nuevo operativo de búsqueda, mientras en la Fiscalía se decidía el cambio de carátula de la investigación de la desaparición de la pequeña, llevándola a la averiguación de un hecho de homicidio.

El nuevo rastrillaje arrojó a las pocas horas de comenzado el funesto resultado del hallazgo del cuerpo de la nena, en un lugar situado a unos 400 metros de la tranquera de acceso al establecimiento rural y de la confluencia de las calles López y Planes y Gobernador Costa. Allí en donde se encuentra el canal de riego en el que desde un principio se dijo que había caído. La información que trascendió de ese descubrimiento no fue oficial y lo poco que se pudo saber de algunos allegados al procedimiento fue que el cadáver estaba en estado de descomposición y seccionado. Que lo habían hallado semienterrado después de las 14, según publica Diario Chubut.

El fiscal del caso que tardó más de tres horas en constituirse en el lugar ni bien llegó ordenó un hermetismo absoluto en torno del macabro descubrimiento y hasta impidió que los padres de la nena se acercaran al sitio. Anoche el cuerpo -casi coincidiendo con el cierre de esta edición- era trasladado a la Morgue Judicial en donde hoy sería sometido a una necropsia, a un análisis forense.

“NO LA ME LA DEJARON VER”

El padre de Zumara se quejó ayer públicamente de la falta de información, de las cosas que le ocultaron y de que no le dejaron ver el cadáver de su hija para reconocerlo. «No me lo dejaron ver. Pedí para ir a reconocerlo y me dijeron que no porque están haciendo investigaciones. Están sacándole huellas para ver si la asesinaron», expresó Marcial Orias a Radio 3 de Trelew cuando la policía resguardaba celosamente el sitio en donde fue hallado el cuerpo mutilado de la pequeña. Después dejó entrever que ya con la aparición del piecito el día jueves había empezado a pensar en la peor de las noticias. «Ahora nos queda aguantar nomás; no queda otra», dijo con la voz prácticamente entrecortada el papá de Zumara.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico