Integrantes de Prefectura declaran ante el juez por el asesinato de Rafael Nahuel

El juez Villanueva citó a prestar declaración testimonial a 15 efectivos de Prefectura que no figuran en la lista de ocho que, según las pericias del Centro Atómico Bariloche, tenían indicios de haber disparado armas de fuego y estuvieron en la ruta Nacional 40 o en los alrededores del lugar en donde el joven mapuche fue baleado por la espalda.

Integrantes del grupo Albatros de Prefectura Naval, que estuvieron en el operativo de seguridad en Bariloche en el que murió baleado el joven mapuche Rafael Nahuel, comenzaron a declarar ayer ante el juez federal Gustavo Villanueva, sin aportar datos relevantes a la causa, informaron fuentes del caso.

Villanueva citó a prestar declaración testimonial a 15 efectivos de Prefectura que no figuran en la lista de ocho que, según las pericias del Centro Atómico Bariloche, tenían indicios de haber disparado armas de fuego y estuvieron en la ruta nacional 40 o en los alrededores del lugar en donde Nahuel fue baleado por la espalda, por lo que murió poco después.

Fuentes del caso indicaron a Télam que “los que declararon hasta hoy ni siquiera escucharon los tiros, estaban muy lejos y no aportaron datos significativos para nadie”.

Agregaron que finalizadas las pericias balísticas –que fueron enviadas a Salta- el juez “citará en indagatoria a los que dispararon”.

Las partes estimaron originalmente que declararían tres uniformados por día, por lo que las rondas testimoniales se extenderían hasta el martes, pero solo lo hicieron dos el miércoles y dos ayer, por lo que, ahora, calculan que estas audiencias se extenderán por más tiempo.

Nahuel, de 22 años, estaba en la comunidad mapuche Winkul Mapu de Villa Mascardi –30 kilómetros al sur de Bariloche- que fue desalojada por orden del juez Villanueva el jueves 22 de noviembre último.

Tres días más tarde, el sábado 25, varios integrantes de la comunidad intentaron regresar al predio en el que se habían instalado en septiembre, que estaba custodiando el grupo Albatros, y fueron reprimidos en un procedimiento de la fuerza aún no aclarado.

En tanto el Ministerio de Seguridad de la Nación aseguró que los desalojados atacaron con armas de grueso calibre al grupo de uniformados, los mapuches y organizaciones que los respaldan indican que no dispararon armas de fuego, destacando que el propio Nahuel no tenía rastros de pólvora en las manos, como indicaron las pericias científicas.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico