La justicia investiga muerte de un joven en comisaría de Caleta

La víctima fue identificada como Jeremías Cuenca, de 28 años, quien en la madrugada de este jueves apareció ahorcado en uno de los calabozos de la Comisaría Cuarta de Caleta Olivia donde se hallaba solo y había sido aprehendido en las últimas horas del miércoles por el hurto de un teléfono celular y una billetera.

Por este hecho tomó intervención el juez de instrucción N° 2, Gabriel Contreras quien, a efectos de que no se entorpezcan las investigaciones, ordenó a separación preventiva del personal que estaba de guardia en esa dependencia ubicada en el barrio Mirador.

Las primeras versiones recogidas por este medio en fuentes confiables señalan que Cuenca habría sustraído los elementos antes citados desde una mochila que pertenecía a otro joven.

Éste la había dejado en un vestuario de la cancha de Talleres Juniors situada en el barrio Parque, mientras realiza a una práctica de fútbol al promediar la tarde del miércoles.

Más tarde con la ayuda de otras personas, al damnificado logró saber dónde estaba el celular ya que el mismo disponía de una aplicación para su localización.

De esa manera, un grupo de personas interceptó a Cuenca en la calle Tierra del Fuego, a más de veinte cuadras del sitio del hurto, constando que tenía el aparato, por lo cual lo retuvieron y llamaron de inmediato a la policía, tras lo cual fue trasladado a la Comisaría Cuarta en calidad de aprehendido.

PRESUNTO SUICIDIO

La situación no pasaba de un caso policial de rutina, pero minutos antes de las cuatro de la mañana de este jueves, la guardia de turno lo hallóuerto en el calabozo donde estaba solo y se dice que se ahorcó utilizando una sus medias, a las que unió un barbijo.

Al tomar conocimiento del hecho, el juez Contreras dispuso que el fiscal Carlos Borges se ocupara de realizar las investigaciones junto con el personal de la División Criminalística policial, pero además autorizó a familiares de la víctima a presenciar esas pericias que se extendieron hasta cerca de las 10:00.

El magistrado también ordenó que la autopsia se realice en el Hospital Distrital de Puerto Deseado ya que la morgue del Hospital Zonal de Caleta Olivia no está en condiciones de realizar esa pericia forense, previéndose que el traslado se haría en horas del mediodía.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico