La recolección de residuos le cambió la cara a Comodoro

El andar de los camiones y el paso firme de los trabajadores que arrastran sus carros para limpiar la ciudad comenzaron ayer a desempolvar el rostro de Comodoro Rivadavia. Después de cinco días de conflicto, el intendente resaltó el acuerdo logrado entre la empresa Clear y el Sindicato de Camioneros. También se informó que habrá un aumento del doble en la tasa de higiene urbana.

El intendente Raúl Simoncini resaltó ayer el acuerdo alcanzado el miércoles a la noche por la empresa Clear y el Sindicato de Camioneros local, luego de cinco días en los que la ciudad se convirtió en un basural a cielo abierto.
Las palabras de Simoncini llegaron después de que en la noche del miércoles mantuviera una conversación con el máximo referente nacional de los camioneros, Hugo Moyano, quien «me pidió disculpas por los actos de violencia realizados el martes».
Además, según Simoncini, el titular de la CGT nacional le explicó que «no era su intención producir ningún tipo de daño, solo implementar una retención de servicios», por lo que recordó que «el nuestro es un municipio abierto, donde discutíamos todo y necesitábamos nuestro tiempo para poder analizar cada una de las circunstancias para llegar a una conclusión feliz».

NEGOCIACIONES
Cabe destacar que como resultado de las gestiones, el servicio de recolección fue restablecido el miércoles a las 20:30. En ese contexto, Simoncini recordó que «las arduas negociaciones culminaron tarde y pedí inmediatamente que se pongan a trabajar, sobre todo en los centros vulnerables».
Sobre el inminente aumento en la tasa de higiene urbana, el jefe comunal indicó que «hace cuatro años no se modifica el monto y debe tener un ajuste».
El reajuste tarifario implicará que el monto se duplique y cada frentista pague una suma cercana a los 40 pesos por mes.
Con respecto a si se está hablando de un precio fijo o un porcentaje, indicó que «ellos lo que tienen que presentar, de acuerdo a la fórmula de ajuste, es que si supera el 9% tendrán que presentar toda la documentación en función de los acuerdos que hayan tenido, para la absorción de los últimos incrementos».
En cuanto a la incorporación de nuevos empleados, en total serán 55, de los cuales 15 absorberá la empresa Clear y no trasladará los costos a la órbita municipal, mientras que del resto se hará cargo el municipio.
También el intendente estuvo de acuerdo parcialmente con el cobro de un retroactivo por mala liquidación de horas extras, sobre todo en días feriados. Del monto calculado por la empresa, el municipio pagará alrededor del 50 por ciento.
En este sentido, Simoncini advirtió que «uno de los puntos más críticos era la incorporación del personal» y consideró que este desbalance financiero que tiene la empresa, «es consecuencia del atraso de la tasa de higiene».
En otro marco, aseguró que «cuando esté terminada la planta de tratamiento de residuos sólidos y esté radicado el basural frente a una nueva licitación, vamos a dejarle a las próximas autoridades un escenario donde se pueda licitar en condiciones de beneficio».

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico