Les aplicaron penas de 11 años a los dos condenados por el homicidio de Millaldeo

Así se resolvió ayer durante el juicio de cesura por asesinato del adolescente de 16 años, ocurrido el 29 de octubre de 2012 en el barrio Máximo Abásolo.

Tras haber sido declarados penalmente responsables por el delito de homicidio agravado, en calidad de autor para Oscar Catrileo, y como partícipe necesario en concurso real con amenazas con arma de fuego, para el caso de Mauro Millán, ayer se llevó a cabo el correspondiente juicio de cesura para determinar el monto de la pena que deberán cumplir por el crimen de Nicolás Matías Millaldeo (16).
El tribunal de juicio estuvo integrado por los jueces José Rago, Daniela Arcuri y Miguel Angel Caviglia; la fiscalía fue representada por el fiscal general, Adrián Cabral, mientras los imputados fueron asistidos por los defensores particulares, Francisco Romero (por Catrileo) y Daniel López (por Millán).
En ese marco, las partes hicieron el correspondiente pedido de penas y tras un cuarto intermedio el tribunal dio a conocer la parte resolutiva de la sentencia mediante la cual se le impuso a Oscar Catrileo la pena de 11 años de prisión, por el delito de homicidio agravado por el uso de arma de fuego, mientras que a Mauro Millán la pena de 11 años y 3 meses de prisión, ello como partícipe necesario del delito de homicidio agravado en concurso real con amenazas con arma de fuego.
Hay que recordar que durante los alegatos del juicio celebrado la semana pasada, el fiscal señaló que “quedó probado a lo largo del debate la materialidad y la autoría del hecho por parte de los imputados”.
También sostuvo que se acreditó la materialidad del crimen aunque el arma de fuego no fuera hallada y destacó que tres testigos vieron parado a Catrileo sobre el cordón de enfrente de la casa de Millaldeo.
En otro tramo de su alegato, el fiscal Cabral advirtió que la agresión que sufrió la novia de Millaldeo por parte de este -quien a su vez es sobrina de Millán-, “fue el desencadenante de lo que ocurrió”.
“La víctima recibió amenazas en su celular momentos antes de su deceso, pero no se pudo acceder a la titularidad de los números amenazantes por el plazo exiguo que otorgó el juez natural de la causa a la fiscalía para investigar. Todos los testimonios son coincidentes en que uno de los autores fue Millán. Una testigo de identidad reservada dijo que los vio llegar a Millán efectuando disparos y luego le pasó el arma a Catrileo, quien disparó en dirección a la casa de Nicolás y luego se dieron a la fuga”, argumentó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico