Los derechos del paciente

* A la atención adecuada y oportuna.
* Al trato con humanidad y con respeto a la dignidad inherente a la persona.
* A la protección contra la explotación económica, sexual o de otra índole, el maltrato físico o de otra índole y el trato degradante.
* A la no discriminación.
* A la atención sanitaria y social que corresponda.
* Al tratamiento adecuado a sus necesidades de salud, preservando y estimulando su independencia personal.
* Al tratamiento y la atención, preferentemente en la comunidad en la que vive, respetando sus pautas culturales.
* Al acceso a la información de su diagnóstico y del tratamiento más adecuado y a prestar o negar su consentimiento. Cuando el paciente no pueda prestar libremente su consentimiento lo hará su representante legal o aquel familiar o persona cercana, a cuyo cargo se encuentre el mismo.
* A apelar las decisiones sobre ingresos y tratamientos involuntarios a su favor.
* A la confidencialidad, lo cual implica que sus antecedentes personales, fichas e historias clínicas se mantengan en reserva, y a tener acceso a esa información personalmente o a través de su representante legal o aquel familiar o persona cercana a cuyo cargo se encuentra el mismo.
* A la residencia y al trabajo en la comunidad.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico