Los dos incendios cerca de El Hoyo continúan activos

Los dos incendios que surgieron esta semana en zonas de bosque nativo en cercanías de El Hoyo continuaban activos hasta ayer, de acuerdo con lo informado desde el Servicio Provincial de Manejo del Fuego, Dependiente de la Dirección General de Bosques y Parques de Chubut.

En el incendio en “El Pedregoso”  se realizó un intenso trabajo sobre el perímetro, donde se construyeron fajas cortafuegos para interrumpir la continuidad de la vegetación. También una topadora ensanchó las áreas de mayor actividad, que fueron complementadas con labores de humedecimiento, ejecutadas con equipos de agua y las aeronaves del Plan Nacional de Manejo del Fuego. Asimismo, se instaló la central meteorológica portátil para la toma de variables, a partir de lo cual se logró calcular el índice de peligro de incendios cada una hora, notándose el máximo valor del mismo a las 17.
“Para llevar a cabo un trabajo óptimo, fue necesaria la intervención de 83 combatientes en el perímetro del incendio, mientras que el total de hombres en el operativo suman 95”, informaron. Además, se hicieron presentes dos aviones hidrantes aportados por el PNMF (Plan Nacional de Manejo del Fuego).
 
EL PIRQUE
En cuanto al incendio en “El Pirque”, el fuego estuvo activo desde el martes, propagándose por una pendiente pronunciada y alcanzando la cima del cerro conocido como “La Montura del Diablo”.
En la tarde de ayer arribó al terreno -proveniente de San Carlos de Bariloche- el helicóptero aportado por el PNMF. La nave trasladó a la cuadrilla que se encontraba combatiendo en la cola del incendio, al pie del cerro, y realizó también algunos sobrevuelos de reconocimiento.
“El trabajo de diez combatientes de incendios forestales consistió en la construcción de líneas cortafuegos sobre la cabeza del incendio, pero debido al comportamiento extremo del fuego, las tareas efectuadas fueron insuficientes para contenerlo”.
Asimismo, hicieron lo propio los aviones hidrantes, realizando descargas de agua, tanto sobre la cabeza del incendio, como en apoyo al trabajo de la cuadrilla, en la cola de la ignición.
En la noche del martes, el flanco izquierdo se encontraba con mucha actividad, produciendo focos secundarios pendiente abajo por el desprendimiento de materiales rodantes incandescentes.
La situación meteorológica de ayer favoreció el comportamiento extremo del fuego, presentando  temperaturas de hasta 24º y humedades relativas muy bajas.  Los vientos fueron leves durante la jornada, alcanzando una velocidad de hasta 15 kilómetros por hora. Estas condiciones fueron las más severas de la jornada.
Hasta ayer, ambos focos ígneos en el bosque nativo cercano a El Hoyo continuaban con intensa actividad.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico