Lüthers: "¿me puedo autopagar el sueldo?"

Conversaciones entre los principales imputados que dejan de relieve el control y el poder que ejercía Diego Correa en la estructura del gobierno provincial durante el tercer gobierno de Mario Das Neves.

A dos días del comienzo del juicio oral y público de la causa Embrujo, que investiga la conformación de una asociación ilícita y la presunta creación de empresas para lavar activos, trascendieron algunas de las conversaciones entre los principales imputados que dejan de relieve, según los fiscales, no solo las excentricidades de los protagonistas, sino también el manejo, el control y el poder que ejercía Diego Correa en la estructura del gobierno provincial.

La acusación de los fiscales Omar Rodríguez y Alex Williams contiene conversaciones excéntricas entre Correa y Luthers. Según difundió El Chubut, en un chat de WhatsApp plantearon la idea de comprar un auto de alta gama.

Además, el exsecretario de Unidad Gobernador viajó desde Barcelona a Buenos Aires junto a su pareja en primera clase, luego de disfrutar unos días en la paradisíaca isla de Ibiza.

El 16 de agosto de 2017, Correa y Diego Luthers -los dos principales acusados de la causa de acuerdo a la expectativa de pena solicitada por los fiscales en la acusación formal- dialogan a través del chat de WhatsApp sobre la posibilidad de adquirir un Ford Mustang, un auto de alta gama caracterizado por el diseño, la potencia y la velocidad que posee.

“Correa le manda foto de un Mustang a Lüthers y este se ríe y le dice ‘cuando vuelvas mínimo compramos un Mustang’”, detalla la pieza acusatoria a la que accedió el diario del Valle.

La conversación continúa y Correa, que se encontraba en Europa, responde “obvio”, en alusión a la afirmación de Lüthers de comprar un Mustang cuando el exsecretario privado de Mario Das Neves retornara de sus vacaciones por el viejo continente.

PRIMERA CLASE

Cinco días después, el 21 de agosto de 2017, Correa le hace un pedido particular a Lüthers vinculado al regreso de Europa a Buenos Aires.

Los fiscales Rodríguez y Williams detallan que ese día “Lüthers le confirma a Correa que le sacó los pasajes de Ibiza a Barcelona con la American (Express)”.

Pero las peticiones del extitular de Unidad Gobernador continuaron al día siguiente. El 22 de agosto de 2017, “Correa le pide a Lüthers que le cambie el pasaje de Barcelona a Buenos Aires, en primera clase” y minutos después, “Luthers confirma el cambio”, sostiene la acusación.

Mientras Correa disfrutaba de las cálidas arenas de la isla ubicada en el Mar Mediterráneo, Lüthers le plantea una necesidad. “¿Me puedo autopagar el sueldo?”, preguntó, a lo que Correa respondió: “Sí”.

LOS ACUSADOS

La causa “Embrujo” trascendió el 7 de marzo de 2018 y el juicio debió haber comenzado el 12 de marzo de este año, es decir casi un mes antes de las PASO provinciales y de la elección que posibilitó la reelección de Mariano Arcioni.

El tribunal lo preside el juez comodorense Alejandro Soñis y lo completan Marcela Pérez y Ricardo Rolón.

En la primera audiencia ya surgieron complicaciones y pedidos que obligaron a postergar el juicio donde los imputados son Diego Correa, Diego Lüthers, Natalia Mc Leod, Daniela Souza, Federico Gatica, Sandro Figueroa, Juan Carlos Ramón, Darío Correa, Giuliana Mc Leod, Rubén Darío “Bedo” Reinoso, Christian Gisande y Jorge Godoy.

La primera discusión fue porque algunos defensores pidieron la suspensión del juicio a prueba; el abogado de Gatica reiteró el planteo para que la situación de su defendido se trasladara al fuero federal por entender que el delito de lavado de activos es de competencia federal; y el último aspecto apuntaba a que las escuchas telefónicas no fueran consideradas como prueba.

A todo le dijeron que no en las instancias superiores de la Justicia y el próximo martes comienza entonces el primer juicio por los escándalos de corrupción que conmovieron a Chubut gran parte del año pasado.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico