Merlo también se posiciona en el mapa del "turismo astronómico"

Villa de Merlo, en San Luis, ya se prepara para recibir el año que viene a los astroturistas que irán a observar el eclipse de sol.

El desarrollo del turismo astronómico en Argentina durante los últimos años tendrá su día -o efímera noche- de fiesta el 2 de julio próximo, con el eclipse de sol que será total en una franja entre la cordillera de los Andes y el conurbano bonaerense, y es especialmente esperado en la puntana Villa de Merlo.

Si bien el también llamado astroturismo se ofrece en muchos puntos del país, como zonas selváticas, la Patagonia y hasta en la cubierta naves que cruzan el Río de la Plata hacia Uruguay, los mejores sitios de observación están donde el aire es más puro y el cielo más diáfano.

Varias provincias argentinas se disputan el primer puesto en este aspecto, entre ellas San Luis, con Villa de Merlo, una comuna categorizada como el tercer mejor microclima del mundo en la serranía de los Comechingones, que espera convertirse en el epicentro del astroturismo en esos días.

El eclipse recorrerá Argentina con una franja de oscuridad total de unos 200 kilómetros de ancho, y las autoridades de Turismo merlinas se preparan para ofrecer todos los medios para que los turistas astronómicos disfruten a pleno esos 2 minutos y 20 segundos de gloria.

OBSERVATORIO

La principal villa turística puntana cuenta con el observatorio astronómico Mirador del Sol, que desarrolla esta actividad desde hace tres años, donde ya comenzaron los cursos de capacitación para los operadores turísticos, porque no se trata sólo de apuntar el telescopio o la simple vista hacia el sol.

El responsable de ese observatorio, Conrado Kurtz, explicó a Télam que hay que estar preparado y saber utilizar los telescopios para no perderse detalle durante ese breve lapso en que el día se tornará noche.

También advirtió que es necesario contar con la protección necesaria para evitar que los rayos del sol lleguen en forma directa a los ojos.

“El eclipse de sol es muy peligroso si no se lo observa con anteojos con filtro solar, lo mismo que los telescopios -aseguró-, y lo más adecuado serían los filtros de soldadura, los más densos, como la forma de ver de forma segura el sol”.

Kurtz aclaró que “aunque el sol esté tapado parcialmente por la luna, la luz que emite es mucha y será como concentrar con una lupa la luz en un punto, que en este caso sería nuestra retina”.

“Por eso, en el tiempo que falta vamos a desarrollar mucha capacitación en Merlo, destinada tanto a agentes turísticos de la zona como a la población en general, para que tengan esta precaución”, añadió.

Este profesor de física que llegó a San Luis hace 12 años para construir un parque astronómico en el predio de la universidad provincial en la localidad de La Punta, señaló que el próximo eclipse “tiene la particularidad que pasará justamente por la localidad de Merlo”, donde reside desde 2014.

En los últimos dos años quedó a cargo del emprendimiento Mirador del Cielo, donde se enseña astronomía y se ofrecen observaciones del cosmos con telescopio y a simple vista.

Kurtz comentó que los eclipses solares son pocos frecuentes para ver en un mismo punto del planeta, porque “como la luna es más pequeña que la tierra, la sombra que proyecta sobre ella es muy estrecha, una angosta franja de no más de 200 kilómetros de ancho, que sería la punta del cono”.

VENTAJAS PARA VER EL SOL

Para explicar porqué Merlo será un lugar ideal para observarlo, el experto dijo que en esta oportunidad “el eclipse solar total se verá desde San Juan hasta Monte Grande, en la provincia de Buenos Aires, pero ahí (en territorio bonaerense) será para el final del día”.

“Cuando más al este suceda, más bajo va a estar el sol en el horizonte, y en Buenos Aires prácticamente el eclipse se va a producir cuando se esté ocultando”, puntualizó.

A esta condición se suma el agravante de que el índice de nubosidad en esa zona bonaerense y para esa fecha es bastante alto, por lo que hay mucho riesgo que se nuble.

Por ello, siguió, “por más que uno se vaya lejos de los horizontes urbanos, porque los edificios y los árboles también complicarían la observación, existen grandes chances que ahí una nubecita te tape y no lo puedas ver”.

Al respecto, sostuvo que “Merlo tiene ventajas desde varios puntos de vista, como que está en una zona de bajo índice de nubosidad para esa fecha, menos del 45%, por lo cual es altamente probable que esté despejado”.

“También tiene un horizonte hacia el oeste completamente despejado -siguió- y al estar al oeste, el momento del eclipse será cuando el sol esté más alto sobre el horizonte, así que no hay grandes riesgo de que sea tapado por una nube”.

Además mencionó la opción de subir a la Sierra de los Comechingones, “que es como un inmenso balcón desde donde se puede ver el fenómeno tranquilamente, y tenemos la ventaja de una gran infraestructura hotelera y de servicios en general para los turistas”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico