Montenegro recibió un diagnóstico alentador

Se descartó que el mediocampista de Independiente haya sufrido la rotura del menisco externo de su rodilla izquierda y podría acelerarse su retorno.

Buenos Aires (Télam)
El volante de Independiente Daniel Montenegro no será operado de un síndrome meniscal de la rodilla izquierda, ya que la lesión, tal como revelaron los últimos estudios, no le impedirá jugar, informó ayer el coordinador del departamento médico del club, Roberto Peidró.
Montenegro fue sometido la noche del martes a una nueva resonancia magnética y se comprobó, una vez reducido el hematoma y la hinchazón en la zona de la rodilla izquierda, que no había rotura del menisco externo como se presumió tras el encuentro ante Lanús.
En razón de ello, Montenegro continuará con tratamiento médico y fisiátrico, y en una semana, cuando inicie el contacto con el balón, se evaluará qué grado de tolerancia experimenta la rodilla izquierda.
Ayer el jugador efectuó algunos trotes y no sintió ninguna molestia, pero con el correr de los días irá intensificando su rutina física para retornar al equipo lo más pronto posible.
«Estoy muy bien -reconoció ayer Montenegro- ya que hace tres o cuatro días que la rodilla no me duele y además el hematoma ya se fue, lo que me dio mayor tranquilidad».
Con respecto a cuándo se producirá su reaparición, el ex jugador de Huracán de Parque Patricios y River, entre otros clubes, admitió que ya quería jugar «este viernes ante Rosario Central», pero que por ahora se ilusiona con «volver ante Argentinos Juniors», por la cuarta fecha del torneo.
A raíz de la lluvia caída anteanoche el plantel que conduce Pedro Troglio entrenó ayer en el gimnasio de la sede del club, donde varios jugadores, tras los ejercicios físicos de rigor, mostraron también su calidad al «papi fútbol».
No fue menos Pedro Troglio, que integró uno de los equipos de cinco jugadores, porque el entrenador le mostró a sus dirigidos que no se olvidó de jugar y, además de varias asistencias, se anotó en la red al mejor estilo Germán Denis.
En ese clima distendido y con varias pisadas y ‘chiches’, como en el barrio, el plantel de uno de los punteros del torneo trabajó con vistas al encuentro que por la tercera fecha del torneo Apertura jugará frente a Rosario Central, mañana en el cilindro de Racing.
Gastón Machín, con una contractura en el muslo posterior derecho, continuó con tratamiento kinesiológico, y tanto él como el cuerpo técnico confían en que ante Central podrá jugar. De no ser así, Lucas Pusineri tiene todas las fichas para reemplazarlo.
Por su parte el marcador lateral derecho rosarino Ricardo Ariel Moreira, que hizo toda su carrera futbolística en la entidad canalla, dijo que mañana, ante su ex club, el partido será «abierto», porque el conjunto de Carlos Ischia necesita «ganar el encuentro» al igual que Independiente.
Moreira, que con su despliegue por el andarivel derecho ya se está ganando los primeros aplausos del público ‘rojo’, manifestó que «hay que ser cautos» a pesar de los dos primeros triunfos, porque al equipo aún «le falta crecimiento», ya que se están corrigiendo «algunos desacoples defensivos».
De no mediar ningún contratiempo, Independiente saldrá a jugar frente al equipo rosarino de la siguiente manera: Assmann; Moreira, Gioda, Rodríguez y Mareque; Machín o Pusineri, Herrón y Oyola; Díaz; Sosa y Denis.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico