Newbery fue más contundente y se quedó con el primer clásico del año ante Huracán

En un partido intenso y sin mezquindades, el "Lobo" supo cerrar el triunfo en la primera etapa a través de Jorge Aynol, Mauro Villegas y Fernando Juárez. En tanto que en el complemento descontó Jeremías Asencio para el cuadro local.

por Angel Romero

a.romero@elpatagonico.net

En un partido intenso y sin mezquindades, Jorge Newbery fue más contundente y se quedó con el primer clásico del año, al derrotar por 3 a 1 a Huracán en el encuentro de la 4ª fecha del Torneo Inicial A de fútbol de Comodoro Rivadavia, que lo tiene ahora como uno de los líderes junto a Unión San Martín Azcuénaga.

En la primera etapa, y con poca diferencia de minutos entre sí, Jorge Aynol abrió el marcador a los 11’, para que la eficacia tenga su correlato con Mauro Villegas a los 15’ y Fernando Juárez a los 19’. Por parte del “Globo”, y en medio de una individual, Jeremías Asencio marcó el descuento a los 17’ de complemento.

En el principio, fue el dueño de casa quien tomó la iniciativa con Asencio “encendido”, cuando a los 2’ iniciales eludió tres marcas por el lateral izquierdo para sacar el centro cruzado, donde el cabezazo de Axel Romero se fue por encima del travesaño.

Pero fue el “Lobo”, quien encontró la llave del gol en un partido de ida y vuelta, cuando a los 11’ Jorge “Coky” Aynol penetró en el área rival para vencer a José Luis Alcaín.

Cuatro minutos más tarde, un centro cruzado encontró al “Mono” Villegas en el punto del penal, donde el jugador bajó la pelota con su cabeza para sentenciar el segundo gol al ras del suelo.

Sobre los 19’, otra pelota cruzada y una serie de imprecisiones para despejarla por parte de Huracán, dejó en ventaja a Fernando Juárez para que capture el rebote y selle el 3-0.

Con el paso de los minutos, Huracán fue perdiendo juego asociado, pero no por ello dejó de imprimirle la misma intensidad de juego inicial, al igual que su rival que no se dedicó a cuidar el resultado.

Los constantes reclamos, hicieron que el línea Raúl Brizuela informe al árbitro para que el ayudante de campo de Huracán, Facundo Villarroel, se tenga que retirar del campo de juego.

En el complemento, Huracán redobló esfuerzos y gastó todo el físico que tenía, siendo Milton Blanco el ejemplo de entrega cuando terminó jugando con lo que podía.

Newbery no amilanó sus ansias de ir por más, pero a los 17’, Jeremías Asencio hizo la individual en campo rival para sacarse la marca de encima y marcar el descuento.

Diez minutos más tarde, el banco local se quedó reclamando una mano en el área de Newbery que el árbitro interpretó como ocasional. En tanto que a diez del final, Gonzalo Páez impidió que el ataque entre Aynol y Villegas no sea gol, cuando Alcaín había sido superado en velocidad.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico