"No me tire, me entrego"

Por pedido de la fiscalía, el juez Daniel Pérez dicto el auto de apertura a juicio oral y público contra Gonzalo Casanova, imputado como presunto autor del delito de robo agravado por uso de arma de utilería y escalamiento. La parte acusadora anticipo que solicitara la aplicación de una pena de cuatro años de prisión.

En la sala de audiencias de la Oficina Judicial de Sarmiento se desarrolló una audiencia preliminar de juicio que tiene por protagonista a Gonzalo Alberto Ezequiel Casanova (20). El acto fue presidido por el juez Daniel Pérez. En representación de la fiscalía asistió la fiscal Laura Castagnno. El imputado, en tanto, recibió el asesoramiento legal de los abogados adjuntos de la defensa pública, Marcelo Catalano y Gustavo Oyarzún.

En la oportunidad, Castagno relató el contenido de la pieza acusatoria destacando que el hecho que fue llevado a proceso ocurrió el jueves 24 de mayo, a las 22:40, en un domicilio ubicado sobre la calle Rivadavia en el barrio «Parque Patagonia». Allí, Gonzalo Casanova y otro sujeto-que aún no fue identificado- treparon a una reja e ingresaron al predio.

Luego rompieron la puerta ubicada en la parte delantera de la casa. De su interior sustrajeron un set de perfumes, dinero y un pendrive. En este contexto, se denunció que dañaron la puerta trasera a la altura de la cerradura.

El accionar de los sospechosos fue advertido a la policía por un vecino, quien informó que personas desconocidas habían ingresado a ese domicilio.

Al llegar al lugar, los policías observaron a una persona que se encontraba en la mitad de la calle. El sospechoso vio a la policía y escapó del lugar. En ese momento arribó un vehículo en el que se desplazaban los titulares de la vivienda. La propietaria de la casa intentó ingresar por la puerta delantera y fue sorprendida por Gonzalo Casanova. El joven le apuntó con un arma de fuego y de esa manera quiso escaparse.

En este contexto, uno de los policías extrajo su arma reglamentaria e impartió la voz de alto. Casanova también apunto al efectivo y el policía accionó la corredera de su pistola.

Finalmente, el procesado arrojó su arma al piso y dijo «no me tire, no me tire, me entrego». Fue detenido en el lugar.

PRUEBAS CONTUNDENTES

En otro orden, la investigadora indicó que el imputado llevaba en su espalda una mochila de color negro y gris, con diversos objetos en su interior. La víctima reconoció estos elementos como de su propiedad. Mientras, en el interior de la vivienda se encontraban varios objetos revueltos y otros preparados para ser sustraídos por Casanova.

Asimismo, la representante de Fiscalía afirmó que por el principio de objetividad que regula la actividad de los fiscales corresponde que la calificación legal de la conducta que se le atribuye al imputado es constitutiva del delito de robo agravado por el empleo de arma de utilería y por su comisión con escalamiento en calidad de autor.

Finalmente, detalló los medios de prueba que presentará en las audiencias de debate. Se trata de 15 testimonios y 13 instrumentos y documentos

A su turno, Catalano solicitó al magistrado que rechace el pedido de elevación a juicio y declare inválida la acusación. Según el análisis del abogado defensor, la pieza acusatoria no contenía un desarrollo concreto, específico y detallado.

En forma subsidiaria, requirió que el caso se juzgue bajo la calificación legal de un robo en grado de tentativa.

Luego de escuchar los pedidos de las partes, el juez Pérez resolvió dictar el auto de apertura a juicio oral y público contra Gonzalo Casanova en orden a los delitos endilgados por el Ministerio Público Fiscal. También declaró admisible los medios de prueba propuestos por las partes.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico