PAE y la Asociación de Amigos de la Patagonia trabajan en la recuperación de bosques
Voluntarios de todo el país, pertenecientes a la Asociación de Amigos de la Patagonia (AAP), llevaron adelante el pasado fin de semana la segunda etapa de plantación de especies nativas en el bosque de Cholila, destruido por un incendio forestal que arrasó con más de 40.000 hectáreas en el año 2015.

Pan American Energy (PAE) acompañó, una vez más, esta iniciativa que se da en el marco del Programa Promotores Ambientales Regionales que la compañía promueve desde el año 2017 junto al Ministerio de Ambiente y Control del Desarrollo Sustentable de Chubut.

El cuidado ambiental es uno de los cuatro pilares en los que PAE basa su trabajo de Responsabilidad Social Empresarial y este Programa tiene previstas una serie de actividades de Educación para la Sustentabilidad con el objetivo de fortalecer la red de trabajo conformada por los promotores ambientales.

En esa línea, y continuando con la tarea iniciada en la primera etapa que se desarrolló en abril del 2018, los voluntarios superaron los 6000 árboles nativos plantados en el bosque durante este fin de semana.

El director ejecutivo de la Asociación, Sebastián Homps, explicó que “la plantación seguirá la lógica de la restauración ecológica y el objetivo es lograr que el ecosistema vuelva a su estado natural. De esta manera se busca devolverle al bosque su estructura, composición, diversidad de especies y funcionamiento, tomando como modelo el ecosistema original”.

Homps destacó además que “en conjunto con la plantación se desarrolla “Plantar para educar”, un programa educativo que a través de las plantaciones comunitarias, hace hincapié en el cuidado, la solidaridad, los valores, el trabajo en equipo y la visión sustentable a largo plazo”.

Estas iniciativas forman parte del programa ReforestArg.org que surge con el objetivo de restaurar el Bosque Andino Patagónico a través de la plantación de un millón de árboles nativos. El programa tiene dos instancias complementarias: restauración ecológica, que permite el restablecimiento del bosque nativo en zonas de condiciones adversas, donde naturalmente su recuperación sería imposible. Y la realización de talleres mediante los cuales se resalta la necesidad de la educación ambiental a la hora de preservar los recursos naturales y su relación con la calidad de vida de la población.

Desde PAE, el líder de RSE para Golfo San Jorge, Horacio Garcia, destacó que “seguir avanzando en la recuperación de los bosques degradados por el fuego y superar los 6000 árboles plantados es una gran noticia. Para la compañía es muy importante formar parte de iniciativas como ReforestArg.org porque entendemos que con el trabajo articulado público - privado se obtienen mejores resultados. Sentimos que estamos acompañando un trabajo sumamente valioso”.

Asimismo García subrayó que “creemos que es fundamental acompañar este tipo de actividades de concientización para que tanto los promotores ambientales como los vecinos cuenten con herramientas que les permitan avanzar en nuevas propuestas que ayuden a mejorar sus comunidades y a hacerlas más sustentables”.