Panizzi: “a mí me acusan de violento, pero ellos son los que violaron la ley”

El ministro del Superior Tribunal de Justicia, Alejandro Panizzi, tomó distancia ayer de las acusaciones que algunos de sus pares hicieron respecto a que es un hombre violento y pidió que “en lugar de desviar la atención”, los jueces Fernando Royer, Daniel Caneo y José Pasutti respondan por “las claras violaciones a la ley de ética pública que cometieron al hacer mal uso de sus licencias, viáticos y autos oficiales. Todas estas irregularidades fueron probadas por una fiscal”, remarcó el magistrado, quien sugirió que la Sala Civil del Superior Tribunal debería ser llevada a juicio político.
“A mí me acusan de violento, pero lo cierto y concreto es que lo están diciendo para desviar el eje de atención porque lo que fue probado es que estos jueces usaron mal los fondos públicos, algo que es una clara contravención a la ley de ética pública”, dijo ayer el juez Alejandro Panizi a Diario Patagónico.
Panizzi mencionó que apenas asumió como juez, al crearse la Sala Penal que integra junto con Jorge Pfleger y el hoy jubilado Juan Pedro Cortelezzi, solicitó en 2006 un manejo ajustado y público de los fondos, algo que reclamó el último 4 de marzo y que generó una fuerte discusión, incluso con frases descomedidas que quedaron reflejadas en la acordada 4093/13.
“No importa si yo, en una discusión le pude haber dicho a alguien que lo iba a cagar a trompadas, como me están acusando. Lo trascendente es si los jueces usaron bien o mal los fondos públicos y esto no lo digo yo, sino que lo probó una fiscal”, remarcó Panizzi.
De inmediato, el juez afirmó que hubo magistrados que malversaron fondos o chocaron  sus vehículos porque conducían en estado de ebriedad pero “todo fue tapado. Lo que no pudieron tapar son las irregularidades que, ante mi denuncia, corroboró la fiscal (Silvia) Pereira”, advirtió.

JUICIO POLITICO
La mencionada fiscal investigó la denuncia pública de Panizzi y corroboró que hubo mal uso de licencias, desmanejos en la compra de coches oficiales y otros actos que podrían marcar “una eventual infracción a previsiones de la Ley de Etica de la Función Pública”, sostuvo, aunque dejó abierta la posibilidad de que no se tratara de delitos penales.
En concreto, la fiscal señaló en lenguaje judicial que las eventuales infracciones debían dictaminarse y eventualmente penarse “en los canales institucionales adecuados, previstos en la Constitución”; es decir a través de una propia investigación del Superior Tribunal, o por medio de  juicio político que podría iniciar la Legislatura por propia voluntad, o ante la denuncia de un particular.
“Yo no voy a promover el juicio político, pero está claro que es lo que corresponde. De nada sirve que se hayan puesto a disposición. Lo que debe hacerse es investigar el tema a fondo y me parece que es un tema y una obligación de los diputados”, afirmó Panizzi ante la consulta de este diario respecto de si él iba a promover el  jury de sus colegas.
Panizzi reiteró que por el uso indebido y acumulado de sus licencias, que en teoría no se tomaban durante el año, algunos jueces cobraron 500.000 pesos anuales de manera irregular porque “por un lado no se podían acumular y, por el otro, igual se tomaban las licencias”.
El juez también señaló que el actual presidente del Superior Tribunal, Fernando Royer, utilizó viáticos para ir a la fiesta de egreso de su hija y que Daniel Caneo se valió del auto judicial para hacer una mudanza. “Estas cosas, como el tema de las licencias, no sólo las digo yo; fueron probadas y alguien debería hacer algo, en lugar de estar acusándome de violento”, reiteró.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico