Pedirán que el Presupuesto Nacional 2018 incluya la obra del azud en el lago Fontana

El Bloque de Legisladores Regionales de la Cuenca del Río Senguer elaboró ayer un documento que pide que la obra del azud en los lagos La Plata y Fontana ingrese en el presupuesto nacional del próximo año. La iniciativa buscará juntar reservas de agua potable durante el invierno para que puedan ser usadas en verano. Estiman que la obra costaría 160 millones de pesos y que el proyecto ejecutivo estaría terminado en 60 días. El documento también requiere que las operadoras petroleras abastezcan de energía eléctrica a los acueductos y que se busquen alternativas para proveer de agua a las localidades de la zona norte de Santa Cruz, dejando de lado el proyecto anunciado por Nación en Los Monos.

La IV reunión del Bloque de Legisladores Regionales de la Cuenca del Río Senguer se desarrolló ayer en el Concejo Deliberante de Comodoro Rivadavia en busca de gestionar acciones que permitan encontrar soluciones al abastecimiento de agua potable.

El encuentro contó con la participación del intendente Carlos Linares y del senador nacional Alfredo Luenzo; el asesor de Servicios Públicos de la Provincia, José Olveira; y el presidente del Instituto Provincial del Agua (IPA), Gerardo Bulacios.

Los legisladores elaboraron un informe para presentar ante la Legislatura de Chubut y el Congreso de la Nación donde se pidió que se declare de interés público la obra de un azud regulador, entre los lagos La Plata y Fontana, para que sea incluida en el presupuesto nacional 2018.

En ese sentido, el concejal comodorense Guillermo Almirón explicó que esta obra es prioritaria como el proyecto de regulación de la Cuenca para que en los tiempos donde el recurso abunda con lluvias y nevadas, no se produzcan sequías durante el verano. “Una especie de reserva de agua que no tiene impacto desde el punto de vista ambiental. Es un dique que recupera el pelo histórico del lago Fontana y permitiría enviar agua al Musters en los momentos de escasez”, detalló el edil comodorense.

Mientras, el presidente del IPA, sostuvo que la obra no es costosa ya que su valor ronda los 160 millones de pesos y que el proyecto ejecutivo estaría terminado en 60 días.

El concejal de Río Senguer, Angel Narambuena, subrayó que la obra de contención para mantener el pelo de la crecida máxima del lago Fontana es fundamental para toda la Cuenca. Y el edil de Rada Tilly, Diego Acosta, consideró que el proyecto es prioritario y será elevado a la Legislatura provincial y al Ejecutivo nacional mediante el senador Alfredo Luenzo para que sea incluido en el presupuesto 2018.

En consecuencia, Luenzo se comprometió a “anticipar el tema a los legisladores para no llegar tarde a la discusión del presupuesto”.

UNA ALTERNATIVA PARA SANTA CRUZ

En el documento elaborado por los legisladores también se solicitó que todas las ciudades de la Cuenca cuenten con una misma legislación para implementar la micromedición del uso de agua potable y que se busquen alternativas para abastecer a la zona norte de Santa Cruz.

Es que Nación anunció una obra que se basará en construir un codo del río Senguer, ubicado del lado de Santa Cruz, antes de que llegue al lago Musters para abastecer del suministro a las localidades del norte de la provincia vecina.

En este sentido, Luenzo manifestó: “cuando le consultamos a (el jefe de Gabinete) Marcos Peña, él habló de una obra privada, por eso no está en el presupuesto. Pero nosotros hemos estado averiguando y no encontramos nada de esta obra. Si hay algún privado interesado en la obra, necesitamos saber quién es”.

Asimismo, el concejal de Caleta Olivia, Pablo Calicate, criticó el anuncio del Gobierno nacional al considerar: “nosotros también queremos saber de qué se trata esta obra del acueducto Los Monos anunciada mediáticamente. Existe otra posible solución que es el acueducto del lago Buenos Aires y estamos de acuerdo en esta posibilidad y sería una solución definitiva para la provincia de Santa Cruz”.

Mientras que la edil de Rada Tilly, Mariel Peralta, consideró: “hay que ir por la posibilidad de la obra del lago Buenos Aires, que no solo le puede servir a Santa Cruz sino también a Chubut. Si el acueducto del codo del Senguer es la única alternativa para abastecer de agua a Santa Cruz, nadie se opondría, pero sí hay otras”.

Además, Peralta destacó: “hay que pensar a futuro sin política en el medio. Todos tenemos nuestros partidos, pero acá estamos todos por lo mismo”.

EL PEDIDO HACIA LAS OPERADORAS

El documento que elaboraron los legisladores también incluye pedidos como que las operadoras petroleras brinden energía eléctrica a los acueductos. Al respecto, Almirón sostuvo: “aquellas empresas que tengan capacidad de generación eléctrica ociosa, ya que la generan pero no la usan en su totalidad, en base a lo que se denomina la responsabilidad social empresaria, puedan poner a disposición esa generación para la electrificación de los acueductos para no tener costos y solucionar el problema a algunas localidades como Sarmiento, que está al tope de su capacidad eléctrica”.

Otro de los pedidos fue que la Legislatura de Chubut y el Gobierno provincial incluyan al menos un representante de cada uno de los Concejos Deliberantes integrantes del Comité de Cuenca del Río Senguer en el Comité Interjurisdiccional entre Chubut y Santa Cruz.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico