Polémica por la distribución de las lámparas de bajo consumo

El nuevo plan de uso racional de energía continúa generando polémicas. Mientras el Gobierno recibió ayer a una asociación de consumidores para definir el mecanismo de distribución de lámparas de bajo consumo, algunas entidades denunciaron que fueron discriminadas por el Ministerio de Planificiación.

Tras la reunión, se acordó que el Gobierno, las gobernaciones, los municipios, las empresas distribuidoras de electricidad y la Asociación de Consumidores y Usuarios de la Argentina (Adecua) comenzarán la semana que viene con el canje domiciliario de dos lamparitas de bajo consumo por la misma cantidad de bombitas tradicionales.
Así se acordó ayer durante una reunión realizada en el Ministerio de Planificación, encabezada por el subsecretario de Coordinación de esa cartera, Roberto Baratta.
También participaron representantes de las gobernaciones de Córdoba, Mendoza y Santa Fe, de la Federación de Municipios Bonaerenses, de los municipios de Rosario y Mar del Plata, de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN), de la Asociación de Distribuidores de Energía Eléctrica de la República Argentina (Adeera) y de Adecua.
Al término del encuentro, la presidente de Adecua, Sandra González, informó que «la semana que viene comenzará el canje de dos lamparitas de bajo consumo por otras dos de consumo tradicional».
González indicó que «las distribuidoras (Edenor, Edesur y Edelap) tendrán la responsabilidad operativa del canje, pero contarán con la colaboración de Adecua, de la UTN y de todos los que quieran trabajar» en el canje.
Por otro lado, en un comunicado conjunto, varias asociaciones de consumidores, las más combativas, denunciaron que «arbitrariamente y en forma discriminatoria» no fueron convocados por la cartera que dirige Julio De Vido.
Los titulares de CEC, Deuco; Unión de Usuarios, Consumidores Libres, Addec y ACIJ dijeron: «Exigimos al Sr. ministro, que incorpore en la agenda los problemas de fondo que hacen a la crisis energética, falta de luz, aumentos en los combustibles e implemente medidas para frenar esta ola de cortes energéticos que afecta a la población».
«Las asociaciones de consumidores en su conjunto, no somos escuchadas en nuestros reclamos genuinos y además nos oponemos a este proyecto de la entrega de lámparas bajo consumo porque el mismo no asegura una solución de fondo al problema que vive la población», recalcaron.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico