Preocupa en Truncado la baja edad de los nuevos internados

Integrantes del Comité Operativo de Emergencias de Pico Truncado  manifestaron su preocupación por la agresividad del virus y la baja edad de los nuevos  pacientes  que lo contrajeron. 

Lo dijeron en una rueda de prensa que ofrecieron el martes para describir la situación epidemiológica actual de esa ciudad, indicando que existe un estado de alerta, pero no por la cantidad de contagios activos, sino por la nueva realidad que se presenta.

En ese sentido precisaron que el 60 % de las personas que dieron positivo en el curso de las últimas semanas requirieron internación y un 30% se encuentra en terapia intensiva, en situación de “gravedad total”.

En ese marco, la doctora Lucía Ramis, directora del Hospital local, manifestó que un elevado número de pacientes están requiriendo internaciones y lo más preocupante es que se trata personas jóvenes y sin patologías previas de relevancia.

“Si bien tenemos solamente 13 casos activos, lo que nos sorprende es la agresividad que contiene el virus y las bajas edades que tienen estos pacientes”, precisó.

Para fundamentar sus dichos citó que “antes, de cada diez personas que contraían el virus, internábamos a cuatro y de ellas una o dos pasaban a terapia intensiva, pero ahora, de los pocos casos, el 60% requirió internación, y el 30% se encuentra en terapia intensiva, con gravedad total. Esto nos asusta”-

Por otra parte puso de relieve la virtual existencia de contagios no registrados por el programa Detectar, debido a que se redujo la cantidad de gente que acuden a hisoparse.

Por ello, consideró oportuno pedir públicamente a todos los vecinos que “aquél que tenga el menor de los síntomas, que se presente a testearse” y además adelantó que a la brevedad se pondrán en marcha testeos masivos en instituciones y sectores barriales para aumentar la capacidad de detección de los posibles focos de contagio.

Junto a Ramis, estuvo presente el coordinador del COE, Carlos Gutiérrez, quien reafirmó la voluntad de profundizar los controles nocturnos realizados de manera conjunta por Protección Civil, las direcciones municipales de Tránsito y Comercio, Gendarmería Nacional, Bomberos y las comisarías Primera y Segunda de Policía, para reducir la circulación de peatones y automovilistas en prevención a la pandemia,

Finalmente, se detallaron los protocolos para trasladarse a otras localidades, y se anunció que no se descarta el retorno de los controles vehiculares en los ingresos a la localidad.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico