Proyectan multar a aquellas personas que dañen bienes públicos

Un proyecto de ordenanza municipal pretende identificar responsabilidades civiles y lograr un recupero económico ante daños que se registren en bienes como un bulevar o un monumento. También serán sancionadas aquellas personas que atenten contra un semáforo o incendien un iglú destinado a reciclar los desechos sólidos urbanos.

En la última sesión ordinaria del Concejo de Comodoro Rivadavia se presentó un proyecto de ordenanza del edil del Partido Justicialista, Nicolás Caridi, que pretende identificar responsabilidades civiles y lograr un recupero económico ante daños que se registren en bienes públicos como un boulevard, un monumento, un semáforo o un iglú de la empresa Urbana Higiene Ambiental.

La iniciativa plantea la necesidad de “optimizar los recursos del Estado” y faculta a la Secretaría de Gobierno para elaborar “un protocolo único de actuación que permita identificar el bien dañado, la existencia de un responsable civil ante el daño y que esas actuaciones se eleven a la Asesoría Letrada para que finalmente se termine en una ejecución fiscal económica para poder reponer los fondos que le van a implicar al municipio la reposición del bien”, sostuvo el concejal.

En su argumentación, Caridi explicó que debido al crecimiento del parque automotor y la imprudencia de los conductores han aumentado la cantidad de accidentes de tránsito donde se ven afectados bienes como luminarias, semáforos, cartelería, monumentos y garitas, entre otros. “En muchos de estos casos existen responsables civiles y el municipio podría ejecutar no solamente al titular del hecho dañoso sino también a la aseguradora”, explicó Caridi.

Además, el concejal explicó que esta ordenanza le permitirá al municipio “dejar de hacer erogaciones valiosísimas para el presupuesto, en la reparación de estos daños que son producidos en muchos casos por situaciones de imprudencia, permitiendo generar mayor eficiencia del estado para cuidar cada peso de los contribuyentes de ahora en adelante”.

Mientras, el concejal Guillermo Almirón (PJ) apoyó la argumentación del proyecto de ordenanza poniendo como ejemplo un accidente que ocurrió con el monumento a Malvinas, que se encuentra en el barrio Próspero Palazzo, y que terminó con el espacio público destruido. “No hay una ordenanza que contenga ese tipo de cuestiones”, aseguró y manifestó: “esta no es una ordenanza más, sino que es un tema que de una vez por todas debe tener una reglamentación a nivel municipal y el que rompe, paga”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico