Quedaron libres los jóvenes que se negaron a identificarse

Aldo Camarda y Luis González fueron aprehendidos por la policía luego que se negaran a identificarse el jueves por la noche en el barrio Abel Amaya. Uno de ellos tenía en su poder un revólver calibre 22 y hoy tras la audiencia de control judicial recuperaron la libertad.

El acto judicial se desarrolló en la Oficina Judicial de Comodoro Rivadavia y fue presidido por el juez penal Miguel Caviglia. En tanto, las funcionarias fiscales Natalia Gómez y Héctor Iturrioz, relataron lo sucedido a las 20:20 del jueves sobre la avenida Lisandro de la Torre y Ostoich.

Las funcionarias fiscales señalaron que los imputados, ambos de 20 años, comenzaron a correr ante la presencia de un móvil de la Seccional Quinta que realizaba un control de personas. Entonces, fueron perseguidos y reducidos a los pocos metros.

Durante el accionar, según la acusación, se resistieron con golpes de puño contra los uniformados, pero no lograron su cometido. En la requisa, Camarda portaba un revólver calibre 22 en la cintura, se señaló.

Los acusadores solicitaron seis meses para investigar y argumentaron que se declare legal la detención debido a que fue efectuada en flagrancia. Sin embargo, ante la inexistencia de riesgos procesales no pidieron la prisión preventiva.

En ese marco, la fiscalía imputó a Camarda por el delito de porte de arma de fuego sin la debida autorización, en concurso ideal con atentado y resistencia a la autoridad. Mientras, González fue acusado solamente por resistencia a la autoridad en calidad de coautor, precisaron las fuentes judiciales.

La defensora pública Matilde Cerezo, quien representó a los dos hombres, no objetó el relato ni la calificación legal, aunque sí pidió la inmediata libertad de sus asistidos.

En ese contexto, el magistrado declaró legal las detenciones, dio formalizada la apertura de investigación y otorgó la libertad de los acusados.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico