River tendrá que luchar contra San José y la altura de Oruro

El “millonario” vuelve a jugar el certamen continental luego de seis años. El DT Marcelo Gallardo cambiaría más de medio equipo con relación al que goleó a Sarmiento de Junín por el campeonato de la AFA. El partido se juega en una ciudad ubicada a 3.735 metros sobre el nivel del mar.

 River Plate, que vuelve a jugar la Copa Libertadores de América luego de seis años, iniciará esta noche su participación en el Grupo 6 como visitante de San José, de la ciudad boliviana de Oruro, en su debut en la zona que completan Tigres de México y Juan Aurich de Perú.

El equipo ‘Millonario’ jugará a partir de las 22 en la ciudad de Oruro, ubicada a 3.735 metros sobre el nivel del mar, con el arbitraje del uruguayo Daniel Fedorzuck y televisación de la señal de cable Fox Sports.

El equipo dirigido por Marcelo Gallardo, que sumó dos títulos internacionales a su vitrina entre diciembre y febrero, con la obtención de la Copa Sudamericana primero y la Recopa Sudamericana después, apuesta a mantenerse en los primeros planos.

Para el debut, el ‘Muñeco’ Gallardo fue meticuloso en la preparación, tomó los recaudos necesarios y tuvo en cuenta muchos detalles. Por eso, River sumó una escala previa en Santa Cruz de la Sierra, ubicada a 800 metros sobre el nivel del mar y recién llegará a Oruro el día del partido.

River, que no juega la Libertadores desde 2009, es consciente de que debe ganar su grupo, con un rival fuerte como Tigres y otros dos que debería sortear, más allá de que el tema de la altura influirá y es una carga extra.

Luego del auspicioso estreno en el torneo de Primera división, con la goleada en Junín sobre el local Sarmiento (4-1), Gallardo moverá la formación y hará seis cambios seguros, aunque podría haber uno más.

Así, Gabriel Mercado ingresará por Camilo Mayada; Jonathan Maidana por Germán Pezzela; Bruno Uribarri por Leonel Vangioni; Leonardo Ponzio por Marcelo Kranevitter; Leonardo Pisculichi por Gonzalo Martínez; Rodrigo Mora por Teófilo Gutiérrez y la duda es si va de entrada Fernando Cavenaghi o ingresa el juvenil Lucas Boyé.

La idea del entrenador es presentar un equipo rápido y no realizar demasiado desgaste físico, es decir no correr de forma innecesaria sino regular las fuerzas para administrar el oxígeno y contrarrestar los efectos de la altura.

El equipo intentará además imponer su juego con la pegada de Leo Pisculichi, las apariciones por sorpresa del uruguayo Carlos Sánchez, la velocidad de Rodrigo Mora y los goles del ‘Cavegol’, para lastimar a un equipo que sabe que su suerte en la Copa dependerá de los resultados que obtenga como local.

El equipo boliviano, que ingresó a la Copa por ser el subcampeón de su país (detrás de Universitario de Sucre), tiene a dos argentinos en su plantel: el delantero Mauro Bustamente, quien será titular, y el defensor Cristian Omar Díaz, quien estará entre los suplentes.

Bustamente jugó en Colón de Santa Fe, mientras que el tucumano Díaz vistió las camisetas de Central Norte de Salta, Gimnasia y Esgrima de Concepción del Uruguay y Boca Unidos, de Corrientes.

River, campeón de la Libertadores dos veces, en 1986 y 2006, intentará imponer su jerarquía ante un rival que no debería sorprenderlo, más allá de que tiene a la altura como aliada.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico