Sarmiento: lo acusan de dos robos en los que quedó grabado por cámaras de seguridad

Juan Carlos Gallardo fue imputado por dos robos cometidos en Sarmiento y en ambos casos fue descubierto porque lo captaron las cámaras de seguridad. De todas formas tendrá otra oportunidad porque las víctimas se manifestaron dispuestas a aceptar una reparación económica para cesar con la persecución de penal.

A pedido de la Fiscalía de Sarmiento se llevó a cabo la audiencia de apertura de investigación contra Juan Carlos Gallardo (25). El acto fue presidido por el juez penal, Jorge Novarino, mientras que el imputado fue asistido por el abogado adjunto, Gustavo Oyarzún. El Ministerio Público Fiscal fue representado por el funcionario, Ezequiel Castro Albornoz.

En ese marco, el acusador público solicitó que se formalice la apertura de investigación preparatoria en contra de Gallardo y calificó los hechos como robo y hurto simple. Es por los delitos cometidos en esa ciudad el 31 de enero y 4 de febrero de este año.

El primero de los casos ocurrió en horas del mediodía del 31 de enero, cuando según la imputación de la Fiscalía, Gallardo caminaba por General Roca, entre Patagonia y Uruguay, e ingresó al estacionamiento de un estudio contable e inmobiliario.

Después de cruzar un portón de rejas metálicas forzó la cerradura de una puerta y accedió al patio. Allí sustrajo una bicicleta y escapó, pero su accionar quedó registrado en por las cámaras de seguridad ubicadas en el lugar.

El segundo caso tuvo su origen entre las 6 y las 8 del 4 de febrero, en un domicilio ubicado en calle Fontana, entre España y Perito Moreno. De acuerdo con la imputación, Gallardo ingresó y del patio de la vivienda se llevó cinco cajas de cerámicas y cinco bolsas de pastina de dos kilos cada una.

Esta maniobra también fue captada por cámaras de seguridad del lugar, primero cuando se asomó al patio de la vivienda y luego cuando saltó el paredón hacia la calle con los elementos en sus manos.

Con respecto a la calificación legal provisoria, el funcionario sostuvo que se le atribuye al imputado las conductas de robo y hurto agravado, mientras que solicitó el plazo de cuatro meses para culminar la investigación y no requirió medida de prisión preventiva ante la carencia de riesgos procesales.

A todo esto, adelantó que tras consultarle a los damnificados estos le manifestaron que estaban a favor de arribar a un acuerdo de reparación económica por los hechos descriptos. En consecuencia, agregó que remitirá las actuaciones a la Oficina de Solución Alternativa de Conflictos de la Fiscalía.

Tras escuchar a las partes, el juez formalizó la apertura de la investigación por los delitos de robo y hurto agravado con escalamiento y le otorgó cuatro meses de plazo para investigar a la Fiscalía.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico