Secuestran más de tres kilos de cocaína y detienen a 5 personas

La Policía Federal secuestró 3,4 kilos de cocaína en un operativo -denominado "Pa-yaso blanco"- que se realizó en Comodoro y en forma simultánea en la capital de Salta. En esta ciudad se detuvo a cuatro personas y otra en Salta, lugar de residencia del distribuidor que visitaba la Patagonia en el marco de una gira que iniciaba en Bolivia.

A las 16:30 del lunes el «Salteño» llegó a la terminal de ómnibus. En Comodoro lo esperaba la gente que conocía su mercadería, aunque pocos sabían cuándo finalmente llegaría. Los que sí conocían ese dato eran los integrantes del grupo que coordinó el oficial principal Espiñeira Rodríguez y fueron ellos los que esperaron su descenso del colectivo.
Ni bien pisó suelo comodorense el «Salteño» fue abordado por los efectivos de la Policía Federal y guiado hacia el piso superior de la Terminal. Allí, sin llamar demasiado la atención de la gente, se hizo el operativo con personal especializado y se revisó el equipaje.
Un total de 304 tizas de clorhidrato de cocaína en su máxima pureza se contaron en poder del «Salteño». Ese hombre había sido individualizado por la Policía Federal como el distribuidor entre un grupo de vendedores locales.
El «Salteño» venía a Comodoro Rivadavia a dejar la cocaína, pero antes pasaba por otras provincias, es que este distribuidor tenía residencia en Salta capital; se encargaba de viajar a Bolivia, hacer la compra de la droga en la localidad de Positos, la pasaba hacia nuestro país y luego se encargaba de repartirla en varias provincias. Un verdadero trabajo de «mula».
La investigación por el denominado «Operativo payaso blanco» no fue muy extensa y los resultados obtenidos se lograron gracias a la aprobación y el acompañamiento que los investigadores tuvieron por parte de la juez federal Eva Parcio y el secretario Penal, Guillermo Lega.
Las tareas de seguimiento demandaron un trabajo de inteligencia de casi cuatro meses, tiempo que les llevó a los federales descubrir quién era el distribuidor de los tres dilers que tenían identificados en Comodoro Rivadavia.
Una vez que detectaron al «Salteño» comenzaron a seguirlo a él; se trabajó en conjunto con la delegación de la Policía Federal de Salta y la de Jujuy. Este hombre fue seguido hasta Bolivia, país al que se dirigía a comprar la droga.
Los artilugios para pasar la frontera son variados y poco riesgosos, por lo que se ve alentado este tipo de tráfico. A partir de allí el «Salteño» regresaba a su casa y comenzaba a bajar a las provincias.
Antes de venir a Comodoro Rivadavia hizo trasbordo en Córdoba, donde habría dejado un pedido. Todo ese recorrido había sido acompañado por policías que aguardaron su llegada a la terminal local para ponerle el broche al operativo que se coordinó desde esta ciudad.

MAS DROGA, DINERO Y ARMAS
Con el «Salteño» preso, la policía efectuó otros seis  allanamientos, algunos de ellos en la zona céntrica y otros dos en jurisdicción de la Seccional Segunda. En ese marco se secuestraron otros 360 gramos de cocaína, aunque en este caso no toda era de máxima pureza, porque gran parte de la mercadería ya tenía el «corte» que la estira para que su venta sea mucho más redituable para quien la comercializan.
En estos operativos también se secuestraron 50 gramos de marihuana, unos 2.200 pesos en efectivo y armas de fuego, además de detenerse a tres jóvenes que se dedicarían a la comercialización, según las fuentes policiales consultadas.
A todo esto en Salta también se hicieron dos allanamientos y en ellos se detuvo a la pareja del «Salteño».

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico