Separan del cargo a empleado público provincial por el ataque en Lago Puelo

Así lo dio a conocer hoy el gobernador Martín Buzzi: “en el Estado argentino y en el Estado chubutense no hay lugar para expresiones antisemitas”, indicó. La medida es por 90 días y sin goce de haberes, al tiempo que se le abrió un sumario.

El gobernador Martín Buzzi, en diálogo con la prensa, se refirió este jueves al incidente que se produjo el pasado fin de semana en el hostel Onda Azul de Lago Puelo, donde fue agredido un grupo de turistas de Israel que sufrió un ataque violento con expresiones antisemitas.

En ese sentido, Buzzi indicó que “participaron un empleado público provincial que es chofer de la ambulancia, y dos empleados de la Municipalidad de Lago Puelo” agregando que “en el Estado argentino y en el Estado chubutense no hay lugar para expresiones antisemitas, ni mucho menos para expresiones discriminatorias hacia cualquier minoría y todo lo que sea acciones discriminatorias van en contra del resurgimiento de la democracia en Argentina”.

“Si algo ha surgido a partir de 1983 hasta la fecha es cada vez más participación, más diálogo y siendo un empleado público tomé la decisión de separarlo del cargo por 90 días sin goce de haberes, iniciado el sumario. Nadie está obligado a mantener en el Estado a alguien con prácticas y discursos antisemitas”, sostuvo el mandatario provincial.

Al ser consultado sobre la actitud que adoptará la Municipalidad de Lago Puelo, Buzzi aclaró que tendría que proceder de la misma manera porque “la ideología de la Nación no es discriminatoria y la ideología del Estado chubutense no va en contra de las minorías. Si alguien quiere profesarlas obviamente hay otras maneras de trabajar y de ganarse la vida, pero no hay lugar dentro de este Estado”.

Por su parte, Juan Garitano, ministro Coordinador de Gabinete de Chubut, detalló en diálogo con Radio Del Mar hoy que “la persona trabaja en el ámbito del Ministerio de Salud” y precisó que "se lo separó de su cargo por un lapso de 90 días”. Expresó que “esto culminará cuando la situación judicial se resuelva a raíz de una investigación previa”.

“El empleado no puede hacer su descargo pero tenemos evidencia muy clara de que participó de forma directa en los ataques”, dijo.

Asimismo, señaló que “de acuerdo a lo que resulte de la investigación, la medida más drástica es dejarlo cesante”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico