Temen que el INDEC pueda estar violando el "secreto estadístico"

La efervescencia en la agencia estadística oficial tras el reemplazo de la directora que mide el Indice de Precios al Consumidor (IPC, el más usado para medir la inflación) continúa. Hoy los empleados pararán desde el mediodía. La nueva encargada del IPC cambió las personas que cargan los datos y se teme violación del «secreto estadístico».

Buenos Aires (C)
También hoy, el INDEC difundirá el «IPC Nacional». Pero se difundirán sólo los resultados «oficiales» de los siete distritos geográficos, pese a que cada uno, siguiendo el ejemplo de Mendoza, elaboró dos índices: uno con la vieja y otro con la nueva metodología, la que le gusta al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.
El INDEC sigue en ebullición. Los trabajadores nucleados en ATE realizaron ayer el último paro de actividades de dos horas diarias que comenzaron el lunes pasado y hoy concluyen la semana de protesta con un paro activo a partir del mediodía.
En repudio al reemplazo de Graciela Bevacqua de la Dirección de Precios de Consumo por Beatriz Paglieri, una funcionaria cercana al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, los trabajadores manifestarán en la puerta del organismo y técnicos del IPC llevarán a cabo una «clase pública» para explicar cómo se calcula el índice y el efecto de los cambios introducidos por Moreno en el dato de inflación.
«Están interviniendo en todos las instancias en que se forma el IPC», sostuvo Daniel Fazio, delegado de ATE en el INDEC. «Ha habido reuniones privadas con encuestadores y Paglieri está reemplazando a quienes cargan los datos. Tememos que se esté violando el secreto estadístico», completó.
ATE decidió no llevar adelante la movilización hacia el Ministerio de Economía que tenía planeada para mañana, alternativa que ahora se evalúa para el 5 de marzo, cuando se difunda el IPC de febrero.
La intervención, que materializó los cambios en la metodología de medición, generó además serios inconvenientes en el cálculo del IPC Nacional, que (a diferencia del IPC a secas, que se basa en los precios en Capital Federal y el Conurbano) calcula la inflación en siete áreas: el interior de la provincia de Buenos Aires y las provincias de Santa Fe, Córdoba, Mendoza, Catamarca, San Luis y Tucumán.
«Varias provincias se han plantado y la mayoría eligió el camino de Mendoza, que envió dos informes de precios, uno con la metodología de Moreno y el otro, el correcto», explicó un funcionario del organismo.
La Dirección Provincial de Mendoza envió dos índices de inflación para enero: 1,8% sin cambios en la medición de las prepagas y 1,5% con los cambios. A su vez, Buenos Aires planteó inconvenientes para calcular la inflación sobre la base de la «nueva» metodología.
Ante este panorama, el IPC Nacional pasó a ser un conflicto, pese a los esfuerzos de Paglieri por evitar inconvenientes e indicadores paralelos al oficial. La semana pasada, la funcionaria tuvo una larga reunión con los siete directores provinciales encargados de elaborar el índice de inflación de sus provincias. Pero no logró convencerlos de las bondades del «método Moreno».

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico