"Tienen un solo objetivo: destituirme"

La jueza Mariel Suárez aseguró que existe "una tendencia política" en el sumario que se desarrolla en su contra. "Es polémico que ya hayan expresado la voluntad de que sea destituida", consideró.

Luego de conocerse este miércoles que el Consejo de la Magistratura de Chubut decidió en el plenario desarrollado en Trelew que la jueza penal Mariel Suárez debe ser sumariada para evaluar su destitución, en diálogo con Radio Nacional Comodoro Rivadavia la propia afectada habló de "una tendencia política" y también dijo que "tienen un solo objetivo, que es destituirme". Cabe recordar que el escándalo se desató por sus visitas al homicida condenado Cristian “Mai” Bustos.

“Ya no es tan grave la visita al condenado, sino que ahora son otras irregularidades y otras cuestiones las que se suman. Lo que demuestra que tienen un solo objetivo que es destituirme y que como eso no sería una causal de destitución (las visitas a Bustos), sino de sanción administrativa o algún tipo de suspensión, ahora van por otro camino”, consideró la jueza.

Afirmó que el Consejo de la Magistratura "quiere mi destitución. Como así también lo quiso el Superior Tribunal de Justicia que les mandó un sumario sin concluir, sin resolver. Es polémico que ni finalizado el sumario ya hayan expresado la voluntad de que sea destituida porque pese a que recién se inicia el sumario, y se desconoce el resultado, ya han adelantado la opinión; pidieron que se me suspenda y eso recién se puede hacer cuando concluye el sumario”.

Para Suárez, buscan generar un daño a su imagen y recordó que sigue trabajando desde que inició el sumario, el pasado 5 de enero. En este marco, opinó que existen cuestiones políticas que llevan a que quieran destituirla.

"Hay una tendencia política clara porque justamente las dos personas que me denuncian son de partidos políticos opuestos, pero que en algún momento han tenido una vinculación entre sí”, dijo sobre el intendente de Comodoro, Juan Pablo Luque, y el senador nacional, Ignacio Torres. “Creo que está muy vinculado al tema político porque esto se desencadena con las negativas que realicé yo a los allanamientos de pirotecnia que habían pedido el intendente y la policía”, sostuvo.

“Van a pedir mi destitución antes de terminar mi sumario. Es muy grave lo que está pasando. Esto no le da garantías a la sociedad de que tenga buenos jueces, sino solamente jueces que respondan una tendencia política o que sean más domesticables que otros”, concluyó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico