Tras la renuncia de Pablo Moyano, respaldaron a la conducción de la CGT

Luego de que Pablo Moyano, el martes por la noche, dejó la secretaría gremial de la Confederación General del Trabajo por considerar que la conducción actual "no representa los intereses de los trabajadores", ayer cinco sectores de la organización respaldaron al triunvirato que integran Juan Carlos Schmid, Carlos Acuña y Héctor Daer.

“Renuncio, por no estar de acuerdo con esta conducción, porque no representa hoy los intereses de los trabajadores y lo que demandan”, dijo Pablo Moyano el martes por la noche, a través de un comunicado, al renunciar a la Secretaría Gremial de la CGT (Confederación General del Trabajo).

El dirigente aseguró que el actual triunviro que integran Juan Carlos Schmid, Carlos Acuña y Héctor Daer está “en las antípodas de la lucha obrera” y aseguró que entrega “a los trabajadores ante la reforma flexibilizadora de (el presidente Mauricio) Macri, significando precarización, despidos, suspensiones, quita de derechos para los trabajadores y de mayores beneficios para los empresarios”.

Tras confirmarse su renuncia, el Consejo Directivo de la organización se reunió ayer, y en ese marco, cinco sectores internos decidieron respaldar al actual Consejo, tras lograr coincidencias en torno a la necesidad de avanzar hacia la unidad y dejar de lado las diferencias que afloraron en los últimos tiempos.

Fueron más de tres horas de deliberaciones con la presencia de los principales dirigentes: los “Gordos”, “Independientes”, Movimiento de Acción Sindical Argentino (MASA), gremios energéticos y de las 62 organizaciones.

Así se dieron cita Carlos West Ocampo y Héctor Daer (sanidad), Armando Cavalieri (comercio), Andrés Rodríguez (UPCN), José Luis Lingeri (Obras Sanitarias), Sergio Sasia (ferroviarios), Jorge Omar Viviani (taxistas), Guillermo Moser (Luz y fuerza), Osvaldo Iadarola (telefónicos), Antonio Cassia (petroleros), Carlos Frigerio (cerveceros) y Guillermo Mangone (Stigas), entre otros. Por supuesto no estuvo Moyano y tampoco Luis Barrionuevo, otro peso pesado de la orgaanización.

Los dirigentes presentes hicieron un exhaustivo análisis de la situación cegetista y coincidieron en que “no debemos incurrir en viejos errores”.

Sobre la renuncia de Moyano, se dio por sentado que “era una decisión personal y que Camioneros va a continuar como un gremio confederado en la órbita de la central obrera”.

SIN FECHA PARA CREAR

UNA NUEVA CONDUCCION

Al término de las deliberaciones, Viviani reseñó ante la prensa: “estuvimos reunidos diversos sectores haciendo un análisis de la situación en la que está el país, de la situación de los trabajadores y de la situación que se viene planteando dentro del Consejo Directivo dela CGT”.

Consultado sobre la renuncia de Pablo Moyano, sostuvo que hubo “breves comentarios sobre la misma y seguramente en el próximo Consejo Directivo lo analizarán los compañeros que integran ese cuerpo”.

“Uno quisiera la unidad total del movimiento obrero, pero a veces no se puede”, explicó el titular del gremio de choferes de taxis.

Por su parte, uno de los triunviros de la CGT, Héctor Daer, señaló que “hubo coincidencias totales en sostener el actual Consejo Directivo hasta tanto encontremos los consensos necesarios para formar un nuevo Consejo Directivo y a partir de ahí seguir transitando por un camino que nos lleva a la solución de todos los problemas que viven los trabajadores”.

Acerca de cuándo se va a reunir el Consejo Directivo cegetista, Daer respondió: “no tenemos fecha, porque continuaremos con sswnuevos encuentros con los compañeros que integramos la conducción”.

Al respecto puntualizó: “avanzamos para la convocatoria a un Consejo Directivo y es muy probable que después culminemos en un plenario de secretarios generales, para normalizar la central obrera”.

Sobre el futuro de la conducción de la CGT, Daer dijo que “vamos a sostener más allá de los nombres un criterio de construir un Consejo Directivo que genere consensos y síntesis para llevar adelante las políticas que emanen del conjunto del movimiento obrero”.

Si bien, según confió a Télam un dirigente de los que participó en el encuentro, “no se trató en profundidad el tema Moyano”, el que sí hizo referencia a la renuncia de Pablo fue otro triunviro cegetista que siempre se identificó con el moyanismo; Juan Carlos Schmid.

Tras reiterar que el ciclo del triunvirato “está agotado”, consideró que “tampoco se puede dar un portazo y mandarse a mudar”.

“Manifesté en más de una oportunidad mi alineamiento con las posturas de Moyano y estuve en el acto que organizó el 21 de febrero. No reniego de eso. Tampoco hay que olvidar que dije en diciembre que el ciclo de esta conducción está agotado. Pero no nos podemos mandar a mudar, pegar un portazo y tirar la llave por la ventana”, señaló Schmid en diálogo con Radio Mitre.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico