Trelew: negaron salidas transitorias a un condenado por homicidio simple

El juez de Trelew, José Alberto García, valoró los argumentos expuestos por el Ministerio Público Fiscal, representado por la funcionaria de fiscalía Marcela Guillén y negó la posibilidad de salidas transitorias y régimen de semi-libertad al condenado por homicidio simple Mayco Esteban Monsalve, defendido por el abogado Abdón Manyauix.

La audiencia de incidencia tuvo lugar en la sala de la Cámara Penal ubicada en el sexto piso de tribunales, con la presencia de familiares de la víctima, Nicolás Rodríguez.

Justamente el defensor se amparó en la ley 24660 que otorga posibilidad dentro del régimen de progresividad para las salidas transitorias y la semi-libertad ya que en febrero de este año cumplió la mitad de la pena impuesta, que en principio fue de doce años, luego reducida a once.

Dijo el abogado que además se habían descontado dos meses por estímulo educativo, además de haber realizado un curso de PC. Añadió a ello el informe de conducta y concepto que resultan ser buenos, sin sanciones en los últimos tres meses.

Alegó que en caso de obtener el beneficio sería acompañado por su padre, quien fue llamado a prestar testimonio para indicar que su hijo trabajaría a su lado en la construcción. Reconoció que nunca lo había hecho y debería aprender. Además se comprometió a trasladarlo desde y hacia el lugar de detención en los horarios que pudieran disponerse. Y recalcó el acompañamiento de la familia en todo el proceso para pedir que también se le conceda pasar horas con sus vínculos los domingos.

La funcionaria Marcela Guillén destacó que la fecha real para la libertad condicional sería el 16 de diciembre de 2019, pero más allá de haberse cumplido la mitad de la pena, con las reducciones informadas oportunamente, consideró que no están dadas las condiciones para otorgar lo solicitado por la defensa.

Argumentó que el condenado, de acuerdo al informe de políticas penitenciarias, reconoce haber cometido el homicidio aunque se excusa diciendo que fue en legítima defensa, cuando se juzgó su conducta como homicidio simple, y vincula su accionar al consumo de alcohol, cocaína y marihuana que había ingerido en aquel momento, para referir que hoy tiene 26 años y no se sabe cómo se encuentra su situación frente a este tema de adicción.

También invocó los informes dan cuenta que Monsalve tuvo problemas con un interno y fue sacado del pabellón 4 de la alcaidía, aunque luego se suman otros traslados por problemas de conducta a otras dependencias, lo que produjo que se llegara a evaluar en algún momento por el juez de ejecución su traslado a Comodoro Rivadavia.

Finalmente el juez concedió la palabra al padre de la víctima, quien acentuó que desde 2012 a la fecha se condenó a su familia de por vida al no poder contar ya con su hijo: “no hemos tenido paz y cada vez se hace más difícil llevar esto adelante”, dijo. Cuestionó la condena de tan solo once años, cuando mató de cinco puñaladas por la espalda, y afirmó que su hijo jamás pudo ver al agresor.

El juez García manifestó que debía ponerse en el rol de magistrado y debía accionar teniendo en cuenta las leyes, que fueron dictadas por los legisladores, y esa ley establece para ejecución de condena normas y requisitos que deben ser cumplidos. En ese sentido, afirmó que el requisito temporal está cumplido, aunque de acuerdo a lo escuchado durante la audiencia no están reconocidos los requisitos mínimos de admisión para lo laboral. Acordó con el Ministerio Público Fiscal acerca de las adicciones manifestadas y que fueron un factor fundamental que impactó en el hecho juzgado, y consideró que el informe médico sicológico no fue completado, por lo que rechazó cualquier posibilidad de salida laboral y régimen de semi-libertad.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico