Un chico de 10 años ingresó ayer a su escuela con una pistola 9 milímetros

Se constató que se trataba de una Bersa Thunder 9 mm. sin cargador ni municiones en su recámara, pero generó alarma y nerviosismo en la comunidad educativa. Al parecer, el joven habría argumentado que halló la pistola en un terreno baldío, aunque se desconoce por qué no lo hizo saber a alguna docente y a modo de travesura se las mostró a varios compañeros.

Caleta Olivia (agencia)

Una situación alarmante que motivó la urgente presencia policial se produjo minutos antes del mediodía de ayer en la Escuela Primaria Provincial N° 29 “Juana Manso” de esta ciudad, cuando una niña avisó a su papá mediante un mensaje de telefonía celular que uno de sus compañeritos (aparentemente de cuarto grado), había mostrado un arma de fuego y luego la guardó en su mochila.

El padre acudió de inmediato al edificio educativo ubicado en el barrio 3 de Febrero, a unas veinte cuadras de la zona céntrica en dirección Oeste, y dio aviso al personal docente que constató la veracidad del caso e inmediatamente le retiró el arma al chico y alertó a la policía.

En pocos minutos arribó al lugar un móvil patrullero del Comando Radioeléctrico, luego otro de la comisaria de la jurisdicción (Seccional Tercera) y más tarde una unidad de la División Criminalística.

NO TENIA BALAS

Pese al hermetismo informativo, fuentes confiables dejaron trascender que el arma con la que ingresó el menor a hora temprana era una Bersa Thunder 9 mm. que no tenía cargador ni munición en su recámara.

En consecuencia, si bien quedó fehacientemente comprobado que no constituía riesgo alguno de disparo, el caso generó alarma en la gran parte de la comunidad cuando de manera urgente varios medios de comunicación radiales y digitales difundían los sucesos desde el acceso a la citada escuela.

Más tarde, según se dijo en esferas policiales, el chico habría argumentado que halló la pistola en un terreno baldío, no precisándose si ello ocurrió cuando iba caminando hacia la escuela o días antes, pero se desconoce por qué no lo hizo saber a alguna docente y a modo de travesura se las mostró a varios compañeritos.

Al establecimiento también concurrió de manera urgente una secretaria de la Dirección Regional de Escuelas Zona Norte y se retiró alrededor de las 12:30, antes que lo hiciera personal de la División Criminalística Policial llevándose la pistola que luego iba ser sometida a un minucioso peritaje y determinar en lo posible su procedencia.

Por otro lado se sabe que es un modelo de arma que utilizan varias fuerzas de seguridad, incluso la Policía de Santa Cruz, pero ya se habría descartado que pertenezca a algún efectivo de la repartición santacruceña.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico