Un hijo de “Cura” Segundo en la mira de la justicia por una salvaje agresión

El fin de semana, un grupo de jóvenes casi degolló a un hombre en la vía pública tras agredirlo con una botella. Escaparon en un vehículo que -al parecer- sería propiedad de un hijo del empresario y ex dueño de Alpesca, Omar “Cura” Segundo.

 El jefe de la Unidad Regional de Policía de Puerto Madryn, José de la Cruz Castillo, brindó detalles sobre la investigación que se lleva a cabo por la salvaje agresión que sufrió un hombre el fin de semana en la ciudad portuaria. La víctima recibió un profundo corte en el cuello tras intentar salvaguardar al novio de su sobrina de 19 años, quien estaba siendo salvajemente golpeado por un grupo de hombres.

El comisario -relató a LU17– que a partir de alguna información recopilada se pudo identificar el vehículo que habría llegado con esos chicos al lugar donde se produjo la agresión. “Es un Chevrolet Agile que sería propiedad de una persona de apellido Segundo”. A partir del apellido, se le consultó si esta persona era familiar del  empresario y ex dueño de Alpesca, Omar “Cura” Segundo, A lo que contestó De la Cruz Castillo que “sería un hijo de él y aparentemente conducía el vehículo”. 

Finalmente,  informó que por estos momentos, se  trabaja en “identificar quién bajó del auto y le propinó la lesión al muchacho”.

EL HECHO

El día lunes la titular de la delegación de Lotería en Madryn, Patricia Monasza, brindó detalles sobre la salvaje agresión que sufrió su hermano y su yerno el fin de semana pasado en la ciudad portuaria que casi termina en una tragedia.

La mujer relató que su hija y su novio de 19 años mientras estaban en el puesto de panchos de su hermano, un grupo de entre 5 y 6 hombres que se trasladaban en un vehículo, le dijeron un piropo a su hija y que su yerno los miró mal. A partir de esta situación, estos hombres, “tipos grandes de treinta y algo” se bajaron con una botella en la mano y comenzaron a golpear al joven.

“Cuando mi hermano ve esa situación, va a sacarlo a Eugenio (novio de su sobrina). Ni siquiera le pegó a nadie. Lo tironeó para sacarlo pero le pegaron de atrás. Cuando se da vuelta para ver quién fue que le pegó, cortaron la botella y le cortaron el cuello”, explicó sobre las lesiones. 

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico