Un hombre entregó el coche que fue robado afuera de un local nocturno

Según confirmaron fuentes oficiales, Alejandro Báez se comunicó con personal de la Brigada de Investigaciones de la Policía para entregar un vehículo que conducía desde hace unos días. Se trata de un Volks-wagen Gol, propiedad del docente José Mellado, quien sufrió el robo de su auto el 28 de diciembre, afuera de un local nocturno ubicado sobre la calle Sarmiento, entre Mitre y Belgrano.

 Luego de 20 días, se pudo dar con el paradero de un vehículo que fue denunciado como robado durante la madrugada del domingo 28 de diciembre afuera de un local nocturno ubicado sobre la calle Sarmiento, entre Mitre y Belgrano.

Según informaron fuentes policiales a Diario Patagónico, el vehículo fue entregado en los últimos días por un hombre que estaba siendo investigado por el caso, tras detectarse que transitaba con la unidad robada.

Se trata, según fuentes oficiales, de Alejandro Báez, quien sería imputado por encubrimiento del robo de un Volkswagen Gol –dominio ETF 117- propiedad del docente José Mellado, quien dio a conocer públicamente el caso a través de este diario.

Según confirmaron los investigadores, en los últimos días personal de la Brigada de Investigaciones iba a realizar un allanamiento en la vivienda de Báez en el marco de la pesquisa. Sin embargo, el sábado alrededor de las 21:30, previamente a gestionarse la diligencia judicial, el hombre se comunicó con la Brigada de Investigaciones para entregar el vehículo. Se encontraba en su vivienda del Cordón Forestal.

De esa forma, se pudo recuperar la unidad del docente, oriundo de Comodoro Rivadavia que en la actualidad vive en Puerto Deseado y se hallaba de visita en esta ciudad.

ROBO LUEGO DE UNA

NOCHE DE DIVERSION

Mellado denunció públicamente el robo de su vehículo el viernes 2 de enero. Según contó, se lo sustrajeron mientras disfrutaba de la noche en un boliche de la calle Sarmiento, entre Mitre y Belgrano.

Allí habría conocido a unos jóvenes, quienes lo habrían invitado a salir afuera. Sin embargo, el no aceptó la invitación y los jóvenes nunca volvieron.

De esa forma, cuando salió del local, tampoco estaba su vehículo y le faltaban las llaves del auto.

La denuncia del hecho se realizó en la Seccional Primera.

En ese momento, Mellado señaló como sospechosos a los dos jóvenes que había conocido antes: uno de alrededor de 20 años, 1,70 de estatura, tez blanca y cabello corto; y otro de unos 30 años, de 1,80 de altura, tez blanca, barba candado y cabello medianamente largo.

Las primeras investigaciones, a través del registro de cámaras de seguridad, permitieron determinar que dos jóvenes habían robado la unidad y sus perfiles eran similares a los aportados por la víctima.

De esta forma, se pudo detectar que en primer momento el vehículo se dirigió al barrio San Martín, y a la zona del Máximo Abásolo, luego de transitar por la avenida Rivadavia.

Desde entonces nada se supo del paradero del coche hasta ayer cuando se conoció sobre la aparición del mismo.

Según confirmaron las mismas fuentes, Báez dijo haber comprado la unidad, pero se negó a dar el nombre de los supuestos vendedores. De esa forma, se abriría una causa por encubrimiento. Ayer este medio se intentó comunicar con Mellado. Sin embargo, no quiso realizar declaraciones. 

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico