Un preso anticipa por Face que está a punto de salir

Denis Barrientos le había advertido el 23 de enero a través de la red social a otro preso que tuviera cuidado “con los satélites” que habían “batido a la cana”. Pero de nada sirvieron los inhibidores de celulares en su celda y el lunes directamente anunció su libertad. A raíz de la publicación en la web de Diario Patagónico la policía realizó ayer dos requisas en el pabellón en busca del teléfono celular.

 “Tengo los días contadoz, no falta nd asique a td ritmo se va a poner el ñiaco, y los que la guitarrean x celular y se hacen los locos lo vamos a curar al toke no estoy ni hay cn nadien compa teneme td en punga nmas vos save hasta donde me da” (SIC) había publicado el 29 de enero en su perfil “Lionel Cajn”, que no es otro que Denis “Gato” Barrientos (23), actualmente detenido en la Alcaidía Policial tras una condena por una veintena de causas por robo.

No tardó en contestarle un amigo, Javier: “de una amigo ya tengo todos los juguetes en punga”. Y Barrientos a las 0:24 del 30 de enero desde su celda siguió la conversación: “dale piola entonces vamos a ver si mueven la rama en el barrio los pillos bien maldito hay que ser ahora bien hdp”.

A partir de ese tipo de amenazas una vez que recuperara la libertad, Diario Patagónico hizo trascender ayer más publicaciones por la red social que llamativamente Barrientos continuó haciendo a través de la red social Facebook. Es que estando detenido en la Alcaidía Policial de Comodoro Rivadavia con supuestos inhibidores de celulares en el pabellón, el lunes y el miércoles volvió a actualizar su red social.

“Buena amigo pronta livertad” (SIC) lo alentó Javier el 9 de febrero tras una publicación. “Jajaja de una boro ya tengo olorsito a calle otravez” (SIC) le respondió Barrientos en su perfil público. “Jajaja de una amigo a todo ricmo afuera vamos andar” (SIC), le dijo su amigo.

No es la primera vez que las autoridades de la Alcaidía Policial y de la Unidad Regional de Policía se encuentran con la sorpresa que este diario da a conocer sobre la forma en la que navegan por internet a través de los teléfonos celulares los detenidos de la Alcaidía Policial.

El 27 de enero a las 1:12 el usuario “Marcos Barrales” –otro detenido por causas de robo– ante la publicación de “Lionel Cajn” de una fotografía de un revólver y balas, expresó: “sarpa esa alto jugete con la pierna en la nuka jajaj” (SIC). Y Barrientos le contestó: “jajaja para los pito duro”. La conversación sigue con un: “jajaj plomazoo rancho leee rrr kave wachoo vo save ladroon” (SIC).

UN JOVEN PELIGROSO

Barrientos cumple condena desde abril de 2013, cuando se le fijó el plazo de 5 años y 8 meses de prisión por una veintena de causas por distintos delitos: tentativas de robo, robos simple, violación de domicilio, daño, robo con arma blanca en poblado y en banda, portación de arma de guerra y amenazas con arma de fuego.

Sin embargo, a través de Facebook y con el seudónimo de “Lionel Cajn” asegura que le quedan pocos días en la cárcel. En ese mismo perfil publica fotos de la visita de sus familiares y con otros presos.

Aunque ya había sido alertado por otro preso que “los satélites” habían “batido a la cana”, Barrientos siguió publicando. Y ayer ante la publicación del portal de Diario Patagónico, los comisarios Héctor Quisle y Ricardo Cerda -desde la Unidad Regional- dispusieron que un grupo de policías de Operaciones reforzara las requisas en la alcaidía.

Se supo que en la primera requisa de la mañana se sacó de otro pabellón distinto al de Barrientos un teléfono celular. Más tarde se realizaba otra exhaustiva requisa en busca de un teléfono celular en otro pabellón.

Según informó Quisle, los inhibidores no funcionarían debidamente ante la presencia de muchos hierros en la zona de pabellones. 

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico