Una pareja murió presuntamente por inhalación de monóxido de carbono en el barrio San Martín
Paola Jarpa y Juan Rivas fueron hallados sin vida en la vivienda en la que residían en la parte alta de la calle Las Violetas.

Un familiar que compartió con ellos una cena durante la noche anterior, encontró ayer los cuerpos. Una hornalla de la cocina seguía prendida y aparentemente era el único artefacto que tenía la pareja para calefaccionarse.

Aunque restan conocerse los resultados de la autopsia, los investigadores presumen que la pareja falleció por el monóxido de carbono que se concentró en el interior de la vivienda de la calle Las Violetas al 1400.

De acuerdo a la información brindada por el jefe policial de la Seccional Séptima a El Patagónico, eran las 17:45 de ayer cuando a un familiar que reside en el mismo predio le llamó la atención que no había visto durante el día a la pareja identificada como Paola Patricia Jarpa (43) y Juan Lorenzo Rivas (62).

El familiar, al no observar movimientos, ingresó a la vivienda y se encontró con el dramático panorama. La mujer yacía acostada en la habitación y el hombre sobre la mesa de la cocina.

Concurrió al lugar la policía y una ambulancia con médicos que certificaron las muertes.

El comisario Javier Loyola explicó: “todo indicaría que las muertes se habrían producido por inhalación de monóxido de carbono en virtud que el único artefacto que tenían para calefaccionarse era un cocina con cuatro hornallas. El familiar indicó que una de las hornallas estaba prendida”.

El familiar además contó que en la noche del jueves estuvo compartiendo una cena con la pareja, y “como no los vieron durante todo el día se acercaron a ver si estaban bien y se encontraron con esta escena”, agregó el jefe de la Seccional Séptima afuera del domicilio de calle Las Violetas.

El comisario detalló que sobre la cocina “hay un dispositivo casero, una lata de tomate con orificios que se ve que encendían la hornalla y tiraba el calor en forma improvisada”. Al parecer la casa no tenía ventilación y la acumulación de monóxido de carbono provocó las muertes.