Utilizan terreno como depósito de escombros

Escombros, chapas, tambores, bolsas y distinto tipo de desperdicios forman ya una montaña de basura. En un terreno sobre avenida Congreso al 1.700 desde hace tres meses funciona como depósito de escombros porque allí descargan sus bateas empresas privadas de recolección. Al costado del terreno, dos propietarios del Cordón Forestal ven amenazados sus cercos ante el aumento de la cantidad de basura.

Cuatro metros de altura presenta la montaña de escombros acumulados a lo largo de tres meses en un terreno sobre avenida Congreso al 1.700.
El predio está frente a las viviendas que conforman la zona conocida como Cerro Solo (al final del barrio Isidro Quiroga). En ese lugar, diariamente descargan sus desechos empresas dedicadas a ofrecer servicios de recolección a través de bateas.
Esta situación viene ocurriendo desde hace unos tres meses y fue denunciada por un vecino.
Cataldo Fuligni tiene su terreno en zona de Cordón Forestal desde hace 20 años, sobre calle Lorenzo Rognetta. El costado de su finca está cercado y se halla justo al lado del terreno donde se acumulan los escombros.
«Hace tres meses que pasa esto», expresó Fuligni ante Diario Patagónico. «Es un terreno lindero al mío, y es un basural que se está armando ahí, aparentemente de varias empresas que vienen a descargar sus contenedores», agregó.
Aunque Fuligni aún mantiene huellas de su idioma natal, el italiano, se le entiende perfectamente cuando afirma que «esto es un basural total, no es relleno».
Además, sobre los escombros se observa gente revolver la basura, algo que también preocupa a los vecinos.
«Nos separa el alambre en el fondo del terreno y junto con mi vecino estamos afectados enormemente», manifestó Fuligni.
«Hay de todo, tambores, heladeras, lavarropas, restos de edificaciones metálicas, chapas. Incluso se incendió hace unos 20 días y vinieron los bomberos a apagarlo», contó.
El terreno estaba totalmente llano y cubierto de salitre, pero ahora presenta una enorme montaña de escombros y basura.

¿UN BASURAL AUTORIZADO?
El vecino perjudicado comentó que presentó denuncias sobre el tema y que se dirigió al sector de Medio Ambiente de la Municipalidad. «Una vez vino gente de Defensa Civil y de Medio Ambiente, pero acá no pasa nada», expresó Fuligni con indignación.
La preocupación del vecino del Cordón Forestal se acrecienta porque el mismo basural genera moscas y ratas.
«Para mi, este es un basural que está autorizado por alguien. Y es alguien de peso, seguro», presume Fuligni.
Al parecer, los rumores indican que el terreno fue comprado por un particular para dedicarlo a ese fin: transformarlo en un «depóstio» de escombros.
Pero el hecho de estar en zona urbana genera preocupación, porque el lugar se ha convertido en un basural en medio de la ciudad.
Además, tal cual recuerda Fuligni, los terrenos en zona de Cordón Forestal tiene como destino el uso forestal. «Está clarito en la ordenanza, donde dice que estos terrenos deben ser para forestar y, hasta donde yo tengo entendido, tampoco no se pueden comercializar», expresó.

UNA CASA EN PELIGRO
Pegado al terreno de Fuligni se encuentra el predio de Andrés Orellana. Este hombre construye una casa de material en el límite de su propiedad. Pero la cantidad de escombros arrojada se acumuló sobre su cerco y amenaza las paredes que levantó para su vivienda.
Ambos vecinos del Cordón Forestal expresaron su preocupación ante el crecimiento de un basural en la medianera de sus terrenos.
En tanto, desde avenida Congreso, a pocos metros de Lisandro de la Torre, la zona sur de la ciudad presenta un paisaje renovado con la vista de un depósito de escombros.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico