Valentín Schankula: "llegué a donde llegué por entrenar"

Se formó en la Escuela Municipal de Hándbol Km 5. A los 14 se puso como meta ser parte del seleccionado del Chubut. Su día comenzaba a las 5 am y finalizaba a las 23. No quedó convocado. Pero fue un obstáculo a superar y un año más tarde vestía la camiseta provincial y nacional. Ahora con 18 años fue becado por el Club Ferro Carril Oeste y entrena con la selección argentina Junior y "Los Gladiadores".

“Llegué donde llegué por entrenar, porque jugando al hándbol era muy malo, pero yo tenía el sueño de vestir la camiseta de la selección del Chubut”. La frase, a modo de balance, pertenece a Valentín Schankula (18) que desde febrero se instaló en el barrio porteño de Caballito para ser parte del equipo de Primera división del Club Ferro Carril Oeste –que juega la Liga de Honor- y variar sus entrenamientos con la selección nacional argentina Juniors y con “Los Gladiadores”.

El salto de calidad se dio en dos meses. En principio el joven de barrio Diadema Argentina –y formado en la Escuela Municipal de Km 5- iba a una concentración más con la “albiceleste”. Pero en ese encuentro en Buenos Aires fue observado por el técnico de Ferro (Martín Duhau), quien no dudó de la calidad del extremo izquierdo para ofrecerle sumarse al “verdolaga” con pensión y comida incluido.

“La decisión no fue difícil de tomar, porque siempre en mi mente estuvo jugar en un club de Buenos Aires y en la máxima categoría. Así que luego de hablarlo con mis papás me sumé al club sobre los primeros días de febrero”, comentó Valentín a El Patagónico.

Las primeras semanas no la tuvo nada fácil, porque Schankula de entrenar tres veces por semana en la capital petrolera (con turnos de 2 horas), pasó a entrenar 6 horas todos los días, de lunes a sábado.

“Se sufrió la puesta a punto porque la exigencia física es mayor. Pero ya estoy en ritmo y me adapto al ritmo donde de 10 a 13 entrenó con la Selección Argentina Junior (bajó las ordenes de Fernando Capurro). En tanto que por la noche (20 a 23) lo hago con Ferro y con Facundo ‘el pulpo’ Herrera como DT”, describió.

Hace poco más de una semana, Valentín tuvo una nueva buena noticia: el entrenador de “Los Gladiadores”, Manolo Cadenas lo convocó para que alterne sus prácticas por la mañana y practique junto al plantel mayor con miras al Mundial 2019 en Europa.

“Solo me resta poder continuar mi carrera de Profesorado en Educación Física, porque en 2017 cursé 1° año en el Instituto 810 y aprobé todas las materias. Pero llegué acá y ya estaban cerradas las inscripciones para este año”, recalca.

Al mirar hacia atrás, Valentín no se sorprende del buen presente que lo espera al poder ser parte de la máxima categoría del balonmano. Y sentencia con determinación: “Es cuestión de ponerse sub-objetivos e ir por ellos. En mi caso fue la selección del Chubut y con ello llegó la Selección Nacional. Pero fue gracias a ponerse metas concretas. Yo me levantaba a las 5 de la mañana y volvía a las 11 de la noche, cuesta pero rinde sus frutos, porque si no entrenas no llegas a ningún lado. Nada te va a caer de arriba. Por eso cuando no quedé en la 1° convocatoria, opté por entrenar doble turno. Hoy miro donde estoy y creo que es todo producto del esfuerzo”, sentenció.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico