Vive en una casa con peligro de derrumbe y solicita asistencia médica

Gabriel Soto tiene 83 años y sufre diversos problemas de salud que lo limitan para circular y además su casa está con peligro de derrumbe.

El hombre solicita asistencia para poder mejorar su estado de salud. “Ya no sé qué hacer”, comentó a El Patagónico.

Soto, un hombre de 83 años que trabajó más de 25 repartiendo diarios, ve cómo su salud lo limita cada vez más. Desde hace mucho tiempo sufre artrosis, a lo que se le sumaron dolores cervicales que en muchos momentos lo hicieron caer en plena calle.

“Tengo miedo de salir de mi casa; la gente me tiene que andar ayudando a subir a los colectivos”, comentó el hombre.

Su estado de salud se suma a la situación en la que se encuentra su hogar, que se encuentra en la altura de la calle Patagonia y Pasaje 667 del barrio Jorge Newbery, la cual está a punto de derrumbarse. “No puedo poner puntales. Hago lo que puedo, pero ya no estoy para hacer mucha fuerza”, se lamenta Gabriel, quien supo hacerse conocido entre las confiterías céntricas donde repartía los diarios locales.

Gabriel no quiere que le den materiales ni plata, sino que alguien se haga cargo de su estado de salud porque a pesar de recibir atención médica “me dan muchas vueltas. Yo no puedo estar yendo y viniendo al hospital, me mareo muy fácilmente, me caigo en la calle. Creo que nadie se merece estar así, pido ayuda, asistencia para poder estar mejor de la salud, nada más”.

Dejó un número de teléfono (2974148321) para que lo llamen quienes estén en condiciones de ayudarlo.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico