Vuelta del Río: hoy comienza un juicio histórico por el desalojo de 2003

Hoy se iniciará el juicio oral y público que lleva adelante la Justicia Penal de Esquel a raíz del “procedimiento policial” del que fue víctima la familia de Mauricio Fermín, integrante de la comunidad mapuche “Vuelta del Río”, en marzo de 2003. Ayer se debatió la conformación del Tribunal dado que la Fiscalía había pedido la no participación del juez Jorge Eyo, por considerar que tenía conocimiento previo sobre la causa.

El juicio tiene como imputados a los policías que intervinieron en el hecho ocurrido en el Paraje Vuelta del Río, el 15 de marzo de 2003. Los acusados son José Luis Morales, Mario Osmar Canuillán, Pedro Eduardo Laurenza, Rubén Héctor Ñiripil, Osvaldo San Martín, Edgar Arias, Gerardo Curiñanco y Abel Alberto Barrera, y se los investigó por la presunta comisión de los delitos de abuso de autoridad, violación de los deberes de funcionario público y vejaciones.
El comienzo del juicio estaba previsto para la mañana de ayer, pero por una presentación realizada por una parte, el inicio del debate oral y público se realizará hoy.
Las audiencias se realizarán ante la Cámara Criminal de Esquel y se extenderán el lunes, donde declararán más de veinte testigos. Según estimó el abogado de la familia, Gustavo Macayo,  durante la semana próxima seguirá el proceso con los alegatos y demás etapas.
Esta causa la inició el Ministerio Público Fiscal por motivo del procedimiento policial ejecutado en marzo de 2003 contra la familia Fermín, de la comunidad mapuche “Vuelta del Río”, del Departamento Cushamen.
El 15 de marzo, efectivos de la policía de la provincia de Chubut de la ­ comisaría Cushamen se presentaron en la comunidad con el propósito de desalojar a los Fermín. Al parecer, cumplían con la orden del juez de Instrucción de Esquel, José Colabelli.
Es que a fines del mes de febrero de 2000 la familia El Khazen denunció penalmente a Fermín por la presunta usurpación de inmuebles. En esa oportunidad alegaron que los miembros de la comunidad Vuelta del Río estaban violando su derecho de propiedad, al ocupar tierras y realizar mejoras tales como la construcción de viviendas.
Esa causa fue tramitada en el Juzgado de Instrucción de Esquel. Los demandantes presentaron un pedido de medida cautelar consistente en la expulsión de la familia Fermín y de todo ocupante del predio. Este pedido contaba con dictamen fiscal favorable.
Se debe considerar que el juez Colabelli fue destituido en 2004, por unanimidad, por el Tribunal de Enjuiciamiento, por “desconocimiento inexcusable del derecho y mal desempeño en sus funciones”, precisamente por la denuncia de la comunidad mapuche-tehuelche “Vuelta del Río”, en su calidad de víctima, junto a la familia Fermín, de “crueles procedimientos policiales, hostigamientos, violaciones a los derechos humanos”, y otras irregularidades ordenadas por el magistrado.
La comunidad mapuche Vuelta del Río está ubicada en el noroeste de Chubut, precisamente en la zona de precordillera. Es la mayor en extensión y en población de la provincia. Fue creada por el presidente Julio Roca en respuesta a las gestiones realizadas por el lonko (autoridad originaria) Miguel Ñancuche Nahuelquir.
Por presuntas deudas de una anciana mapuche, el comerciante sirio libanés Abraham Breide remató los bienes de esta, quemó su vivienda y la expulsó, para instalarse él en territorio de la comunidad. Así comenzó a cercar una enorme superficie ante la permanente oposición de la comunidad, que reclamó ante diferentes autoridades sin obtener nunca una respuesta favorable.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico