Elisa Carrió: "este es el modelo de prosperidad"
La diputada de Cambiemos, Elisa "Lilita" Carrió, habló en la Cámara Argentina de la Mediana Empresa, donde aseguró "yo interpreto la voz del Presidente de la República, que nadie se confunda".

En la Confederación de la Mediana Empresa (CAME) la diputada nacional Elisa Carrió tomó la palabra para referirse a la situación del país, a las medidas anunciadas por el Presidente Mauricio Macri, y aprovechó la ocasión para defender la gestión de Cambiemos, como ya hizo días atrás.

“El tema es cambiar el modelo. Este país tuvo dueños durante noventa años. Este país nunca fue liberal desde 1930. Nunca pudo cumplir un ciclo constitucional republicano y federal”, relató Carrió. “Recorrí el país más de 25 veces. La argentina tiene ciclos pero nunca avanza. Hubo un Gobierno que se robó las retenciones. Ahora se dan cuenta que hay 100 mil millones de dólares que faltan”.

En relación a las presuntas causas de corrupción reveladas en “los cuadernos de las coimas”, sostuvo: “si juntamos todo el dinero de los ladrones, se imaginan todo lo que tenemos. Ese modelo se está cayendo”. Y volvió a reiterar su apoyo al Presidente, sobre lo que dijo: “interpreto la voz del Presidente de la república, ahora cambia el modelo. Este modelo puede traer prosperidad a la Nación”, aseguró. “La Argentina avanza y retrocede, y llega a suma cero. Yo les aseguro que tuvimos que poner el cuerpo. Este es el modelo de prosperidad. Yo no hubiese imaginado que Paolo Rocca se iba a presentar como arrepentido. Terminó la argentina con dueños”.

“Yo no quiero ningún cargo, yo soy Lilita y listo. Nadie me dio dinero y eso me da una autoridad moral enorme”, resaltó la líder de la Coalición Cívica ARI. “No se asusten porque yo nunca estoy furiosa. Soy una gran actriz nacional, como Tita Merello. Yo soy una jugadora que no tiene ganas de morir”, sentenció. En sus palabras también se dirigió a “los golpistas que quieren aprovechar la crisis social”.

“Guarda que la argentina corporativa no quiere los cuadernos”, apuntó. Sobre la situación económica, manifestó: “no hay dólares porque no hay balanza comercial. Pero no tenemos problemas de deuda. Yo estuve en el 2001. No tenemos posibilidad de default”. "No es un presidente débil, es un presidente que es ingeniero, está acostumbrado a guardar sus sentimientos. No puede expresar el dolor que siente. Yo conozco a toda la dirigencia política. Confíen en este Presidente".