Apelaciones confirmó la sentencia por coimas en el IPV pero dejó en suspenso la prisión de Reyna

La Cámara Penal de Comodoro Rivadavia confirmó la sentencia condenatoria contra el exdelegado del Instituto Provincial de la Vivienda en Comodoro Rivadavia. Sin embargo, modificó la pena de tres años en cuanto al cumplimiento y dispuso que la misma sea condicional en lugar de prisión de cumplimiento efectivo. Así lo dispuso tras considerar que no fue suficientemente fundado ese cumplimiento efectivo dictado en primera instancia.

La Cámara Penal de Comodoro Rivadavia hizo lugar parcialmente a la impugnación que presentó el defensor Guillermo Iglesias respecto a la sentencia condenatoria que en primera instancia recibió el exdelegado del IPV, Abel Reyna.

Tal como lo informó El Patagónico, la semana pasada se llevó a cabo la audiencia de impugnación ante el tribunal que integraron Martín Montenovo, Guillermo Müller y Daniel Pintos, ante quienes la defensa enumeró los agravios de la sentencia. Solicitó en primer término el sobreseimiento de Reyna y en forma subsidiaria, tras cuestionar la falta de fundamentos del cumplimiento de la pena de tres años, solicitó que la misma quedara en suspenso.

Mientras, la fiscal, Camila Banfi pidió que se confirmara el fallo en todos sus términos tras considerar que fue dictado a derecho, luego de lo cual el tribunal pasó a deliberar y se volvió a constituir ayer después del mediodía para dar a conocer la parte resolutiva de la sentencia.

En ese marco, los jueces de la segunda instancia confirmaron parcialmente el fallo en cuanto a la autoría y la calificación jurídica, pero hicieron lugar al planteo de la defensa respecto a la morigeración de la pena, la cual quedó en tres años pero se revocó en cuanto al cumplimiento efectivo, dejándolo en suspenso.

EL CASO

El juicio oral y público contra el exdelegado local del Instituto Provincial de la Vivienda (IPV), Abel Reyna, concluyó el 11 de abril con una sentencia condenatoria de tres años de prisión de cumplimiento efectivo y la inhabilitación perpetua para ejercer cargo, función o empleo en la Administración Pública.

El delito por el cual fue condenado se calificó como cohecho en concurso real con concusión, ambos en concurso ideal con incumplimiento con los deberes de funcionario público, en concurso real con incumplimiento de los deberes de funcionario público, dos hechos en concurso real. Todo ello por los hechos ocurridos entre el 30 de diciembre de 2011 y el 5 de setiembre de 2014 en perjuicio de la Administración Pública, mientras Reyna se encontraba al frente de la delegación local del IPV.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico