En 60 días estará terminada la primera etapa de pavimento en barrio Juan XXIII

Se están ejecutando doce cuadras contempladas en la primera etapa de reconstrucción. En siete de ellas ya se instalaron los servicios de agua y cloacas.

El viceintendente Juan Pablo Luque, recorrió durante la mañana de ayer el avance de las obras de asfalto; veredas domiciliarias y cordones cuneta que se están ejecutando sobre doce cuadras contempladas en la primera etapa de reconstrucción del Juan XXIII, uno de los barrios que fue más afectado por el temporal de fines de marzo y comienzos de abril del año pasado.

La recorrida comenzó en la esquina de Manuela Pedraza y Mariano Rodríguez, donde se están realizando obras de asfalto y cordones cuneta. El viceintendente recorrió las calles junto al secretario de Infraestructura, Obras y Servicios Públicos, Abel Boyero y el subsecretario de Obras Públicas, Luis Romero.

Tras la supervisión de la obra, Luque evaluó: “estamos realizando además del pavimento en sí, las veredas domiciliarias y cordones cuneta para toda esa zona. Venimos bien con el trabajo, aunque lamentablemente una parte se frenó una parte porque faltan los fondos nacionales que, según anunció el intendente, en estos días se tendrían que estar depositando para que las empresas puedan continuar con el buen ritmo”.

“Ahora están compactando las calzadas y mañana se van a hormigonar. Así que esto es muy bueno para todos los vecinos que están esperando esta obra hace más de un año”, sostuvo.

En ese contexto, el viceintendente remarcó: “estamos permanentemente en contacto con los vecinos, supervisando las obras que están en marcha y destrabando los fondos necesarios para que se concreten en el menor tiempo posible”.

AVANCE DE OBRA

Mientras, Boyero, aseguró que la obra financiada por el Gobierno nacional avanza al ritmo proyectado. “De las doce cuadras de asfalto licitadas, siete ya se encuentran reconstruidas con los servicios de agua y cloaca correspondiente”.

“La obra viene a buen ritmo pero lleva su tiempo porque es pavimento en hormigón y abarca el reemplazo de los servicios de agua y cloaca, lo que produce que las tareas se lentifiquen”, aclaró Boyero.

Y afirmó: “el trabajo es integral, es una zona muy complicada por el suelo, las napas y eso requiere que se tenga que esperar 28 días posterior a la ejecución para que el hormigón fragüe”.

Sin embargo, manifestó: “esta primera etapa estará terminada en 60 días aproximadamente. Le pedimos disculpas a los frentistas por los inconvenientes que se ocasionan pero es la única manera de que la obra pueda quedar terminada en óptimas condiciones y que perdure en el tiempo”.

A la vez, el funcionario municipal adelantó: “ya estamos avanzando con el gobierno nacional en la segunda etapa, donde en una reunión con el intendente Carlos Linares nos han comprometido su financiamiento para ejecutarla y la estaremos licitando próximamente. De igual manera, esperamos que a principio del año que viene, se logre la tercera etapa que sumaría los 200 millones de pesos en total”.

“Seguimos avanzando con las obras primordiales, sabemos que ya pasó el tiempo pero queremos tener nuestros barrios reconstruidos. Tenemos una gestión dirigida por el intendente muy fuerte, que pelea para poder lograr estos convenios y que dan como resultado, que hoy podamos estar haciendo estas obras realidad”, enfatizó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico