En Esquel da buenos resultados el nuevo Código Procesal Penal

Los tres casos que estarían por ser elevados a juicio en Esquel dan cuenta de los buenos resultados que allí está dándole a la comunidad el nuevo Código Procesal Penal, en el cual se establecen tiempos límite para juzgar a los procesados.

Un robo en la puerta del Banco Nación de Esquel; el homicidio de una criatura y una tentativa de homicidio estarían en condiciones de ser elevados a juicio oral, según se informó a este medio desde el Superior Tribunal de Justicia del Chubut.
En ese contexto se recordó que «entre el momento de producirse el delito y el juicio oral no pueden transcurrir más de 3 meses y sólo 30 días entre la audiencia preliminar y la elevación a juicio».
Con ese antecedente, la Sala Penal del Superior Tribunal de Justicia marcó «el ágil funcionamiento del nuevo Código Procesal Penal. Este eficaz y ordenado instrumento está permitiendo, como específicamente lo indica su texto, que entre la audiencia preliminar y el juicio oral, medien exactamente 30 días, lo que reduce ostensiblemente los tiempos de las instancias procesales, potenciando el acceso al Servicio de Justicia».

LOS CASOS
Todos los casos que se mencionan ocurrieron en Esquel y entre ellos figura el robo en grado de tentativa a una persona en la puerta del Banco Nación, algo que ocurrió el 8 de enero último. Al respecto se informó que la semana que viene se formalizará la audiencia preliminar y dentro de los 30 días siguientes se haría el juicio oral.
Hay que aclarar que dentro de las audiencias preliminares puede también haber una condena a través de la figura del Juicio Abreviado.
El otro caso tiene que ver con el homicidio de un bebé de un año y seis meses, un hecho lamentable que tuvo lugar el 14 de enero y que en la actualidad se encuentra en trámite de fijar audiencia preliminar.
El tercero fue una tentativa de homicidio que data del 6 de enero y a través del desarrollo que adquirió este caso, a mediados del mes de marzo se estará en condiciones de llevar a cabo el juicio oral.
En ese orden de cosas se insistió con los tiempos establecidos, por lo que entre el momento de producirse el delito y el juicio oral no pueden transcurrir más de 3 meses y entre la audiencia preliminar y el juicio hay 30 días para llevarlo a cabo, como específicamente marca el nuevo instrumento legal.
«Esta precisión elocuente de la letra del Código no deja espacio para dudas, en cuanto a la disminución de los tiempos procesales y cómo a través del trabajo ordenado y sistemático de cada uno de los operadores del sistema, la instrumentación de este nuevo Código Procesal Penal está permitiendo una celeridad que con el tiempo redundará en beneficio de un mejor servicio de justicia», se destacó.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico