Esquel: recorte de gastos y una factura de gas por $ 1.342.000

La Universidad Nacional de la Patagonia “San Juan Bosco” sigue con dificultades presupuestarias, ya que la transferencia de más recursos de Nación tras la marcha nacional de reclamo no alcanza a equilibrar el caudal de fondos necesarios para el funcionamiento.

El delegado zonal de la Sede Esquel, Alexis Pantaenius, agradeció a la comunidad el apoyo a la movilización pero advirtió que decidieron más recortes de gastos, y recibieron la factura del gas por $ 1.342.000.

El mismo día de la marcha federal, el Gobierno transfirió un incremento de recursos de 70%, que había prometido en marzo, y el depósito siguiente, correspondiente a mayo, se haría en junio. “Pero la Universidad pide un ajuste acorde a la inflación, que alcanza un acumulado de 280%, porque estamos funcionando con el presupuesto aprobado en diciembre del 2022”, remarcó el responsable de la Sede Esquel.

Pantaenius advirtió que el Gobierno Nacional equilibró los números a la Universidad de Buenos Aires y destrabó el conflicto, y no mejoró el presupuesto del resto de las Universidades Nacionales, entre las que está la UNPSJB.

Sostuvo que el 70% de aumento fue sólo un alivio, insuficiente para el funcionamiento, y lamentó que el Gobierno busque dividir a las Universidades, actualizando los recursos como en este caso a la UBA, y no así al resto. “Están buscando una confrontación entre las instituciones, y eso no está bueno”, afirmó.

Recortes de gastos se han hecho muchos, pero las circunstancias obligan a seguir revisando las cuentas para nuevas restricciones presupuestarias, como la suspensión de licitaciones que estaban previstas, y “es doloroso porque afecta a personas”.

Pantaenius señaló que es incierto el futuro de la Universidad en cuanto a los fondos para desarrollar las actividades. Extensión Universitaria ya no funciona, y Bienestar Estudiantil lo hace con menos de lo indispensable. La parte de investigaciones está muy acotada, y las obras están paralizadas en la Sede de Ruta 259.

Con profesionales de la institución, permanentemente realizan cálculos para encontrar cómo ahorrar en energía y calefacción. La factura de la electricidad de la Cooperativa 16 de Octubre aún no la han recibido (la anterior ya era elevada), pero la boleta del gas que se consume en el edificio de aulas, llegó por un monto de $ 1.342.000.

Fuente: Jornada

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico